Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La nueva FIFA, una suerte de Todo Pasa aggiornado

Sábado 06 de mayo de 2017
0
-
-. Foto: AP

Desayunar un viernes más primaveral que otoñal con la noticia de que Lionel Messi podrá jugar los cuatro partidos que restan de las eliminatorias debería ser un motivo de alegría. Lo es en rigor, sobre todo por la precaria situación en la que se encuentra la Argentina en la tabla y los choques que se avecinan. Lo es en especial para los más chicos, esos que lloraban en las redes sociales cuando después de perder la segunda final de la Copa América consecutiva, el crack renunciaba al seleccionado; chicos que todavía no conocen mucho de reinados eternos en la AFA ni llegan a interpretar del todo lo que ocurrió en la redada de la madrugada del 27 de mayo de 2015 en Zurich, con el descabezamiento de la FIFA.

Para los más grandes, que a Messi le hayan borrado la sanción de 4 partidos por insultar a un asistente la alegría es relativa. Refleja, a primera mirada, que la nueva FIFA es casi como la nueva AFA, capaz de modificar el horario original de Estudiantes-Boca tres veces el día anterior al partido, programar dos encuentros el mismo día y en la misma cancha (Lanús-Chapecoense e Independiente-Camioneros, en el Sur) o manejar de manera impresentable la salida de Edgardo Bauza, con una parodia de conferencia que quedó más en evidencia cuando días después se cayeron las caretas de los protagonistas.

La FIFA dio marcha atrás con la sanción porque "las pruebas disponibles no eran suficientes para demostrar" el insulto al asistente Do Carvalho. Acto seguido, en el mismo comunciado, "considera reprochable la conducta de Messi en dicho incidente" y "recuerda que el respeto a los oficiales de partido es esencial". Un canto a la contradicción.

Lo cierto es que Messi insultó al línea dos veces, después hizo un ademán y no le extendió la mano en el saludo de manera intencionada. Es real también que el referí no lo expulsó, ni lo informó y que Do Carvalho dijo que "no lo entendió". Sobre esto último, haga un ejercicio: vaya usted a Copacabana y pídale a un brasileño que lo insulte en portugués a ver si lo entiende o no.

La nueva FIFA tiene una Comisión Disciplinaria que, ante la observación de tres videos, resolvió sancionar. Ahora, luego de la apelación del buffet de abogados de la nueva AFA, admite que las pruebas no son suficientes. ¡Hasta la propia AFA se sorprende con la anulación total de la medida! No está en discusión si las 4 fechas eran excesivas o no. Se tomaron las evidencias, se sancionó de oficio y de apuro, Messi no jugó en La Paz, la Argentina perdió y Bauza se quedó sin respaldo y lo echaron. Todo eso derivó de aquella decisión.

Tras los escándalos por corrupción, la FIFA dio vuelta la página para limpiar su imagen. Decisiones como estas obviamente no tienen el mismo impacto que negociados por derechos de TV o sedes de los Mundiales, pero tampoco se puede tapar el sol con las manos: la desprolijidad es absoluta.

Uruguay es la primera escala para el seleccionado y lo que puede sentir es que la FIFA no accionó igual al tratar el caso Luis Suárez. Al margen de las diferencias, es razonable. Como interpretar que si las 4 fechas las hubiese recibido el 10 de Chipre o Estonia, las pruebas hubieran sido evidencia suficiente.

Son decisiones que sólo fortifican teorías: que Messi no puede faltar a Rusia 2018, que la influencia de Putin, que la incidencia de fuertes sponsors en común con el jugador. La FIFA le abre la puerta a todas las variables. Incluso a que Maradona haya intercedido por su buena relación con Gianni Infantino, apenas días después de que Marcelo Tinelli -con quien tuvo épocas de mayor afinidad- se bajara del cargo de selecciones.

Messi estará en el Centenario. La nueva FIFA lo hizo sin importarle los costos. Un Todo Pasa aggiornado.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas