Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Milton Casco: "River es un equipo con personalidad"

Tras más de un año y medio en River, el lateral es un pilar en el grupo; su difícil adaptación, las charlas con Gallardo, su rol actual y la vida en Entre Ríos

Martes 09 de mayo de 2017
0
Milton Casco
Milton Casco. Foto: LA NACION / Emiliano Lasalvia

Empieza a caer el mediodía y el sol pega de lleno en la calma y pequeña ciudad de María Grande. Con una pelota bajo el brazo, un niño de baja estatura sale de su casa ubicada en Sargento Cabral al 1100, a tan solo unas cuadras del Reloj Municipal y la Plaza del Centenario, y emprende rumbo hacia la Iglesia. Esperó este momento toda la mañana y el paso rápido demuestra su ansiedad. Allí lo esperan sus amigos, en la cancha de fútbol que está atrás de la edificación. Sin saberlo, Milton Casco comienza a escribir su futuro: los goles que gritó en los lotes y en las desoladas calles de su pueblo, y que luego conseguiría en Atlético María Grande, formaron al jugador de 29 años que debutó en Gimnasia, pasó por Newell's y hoy es titular en River, tras 51 partidos y un gol.

"En aquel entonces era delantero. No sé cuánto conservo de cuando era chico, ja. Pero jugábamos en cualquier lado. Donde podíamos parar a patear la pelota, armábamos un arquito así nomás y nos juntábamos. Hemos roto muchos vidrios.", recuerda Casco en la charla con la nacion, y cuenta la necesidad de viajar cada tanto hacia su querida localidad que no supera los 8000 habitantes y está ubicada en el centro-oeste de la provincia de Entre Ríos. "Cuando voy, me desconecto de todo lo que es mi trabajo y la Capital, y soy el Milton que era antes. Allí están mis viejos y mis tres hermanos. Es mi cable a tierra".

Ahora, el Milton que es futbolista profesional y viste la camiseta de River se prepara para jugar un nuevo superclásico. Sin estar entre los convocados para el partido de mañana ante Emelec por la Copa Libertadores por decisión del entrenador Marcelo Gallardo, quien también le dio descanso a Jonatan Maidana y Leonardo Ponzio, el lateral izquierdo confía en el presente. "Con Boca será un partido importante. Estamos mentalizados y tenemos que seguir demostrando lo que venimos haciendo. El equipo está ilusionado y quedan muchos puntos en juego. Pero también tenemos compromisos importantes como ante Emelec".

-Firmaste tu contrato con River el miércoles 9 de septiembre de 2015 y cuatro días después debutaste contra Boca en el Monumental. ¿Cómo fue esa experiencia?

-Sí, se dio así. Para algunos es difícil, yo lo disfruté al máximo porque no todos los días jugás un superclásico. Cuando el entrenador me preguntó si estaba para jugar, le dije que sí, me sentía preparado. Me costó un poco la adaptación, pero lo supe suplir y me acomodé rápido dentro del equipo y del grupo.

-¿La actual es la mejor versión de Casco?

-No lo sé, me veo bien y creo que puedo hacer un balance equilibrado de mi presente. Llegar a River es muy diferente a cualquier otra situación. Es un club muy grande, y eso hace que se te complique para adaptarte rápido. Pero ya en el último tiempo, antes de la lesión que tuve a fines de octubre del año pasado [NdR: rotura parcial del tendón de Aquiles derecho], había levantado el nivel y eso te permite sentirte importante en el equipo.

-¿Te costó la recuperación?

-Sí, el primer mes se hizo duro por la bota que tenía que usar. Aparte me llegó en un buen momento. pero contra las lesiones no podés hacer nada. Gracias a la familia, que me da un apoyo incondicional, se me hizo más llevadero para salir adelante.

-¿Qué te gusta del presente de River?

-Somos un equipo con mucha personalidad. Tuvimos un duro golpe en el inicio del año con Lanús en la Supercopa y nos supimos reponer y salir adelante con un gran despliegue y un buen juego. Intentamos siempre llegar por adentro, por afuera, y eso nos termina dando recompensa.

-¿Te sentís más cómodo con este sistema?

-Me siento bien tanto en ataque como en defensa. Algo que me gusta es llegar al área rival, pero a veces Leo Ponzio me caga a pedos (sic) porque me quiero ir para adelante, ja. Es mi forma de jugar, me estoy acostumbrando para saber elegir los momentos. Siempre hay cosas para mejorar y tengo que seguir trabajando para dar el cien por ciento.

-¿Qué cambió del equipo con respecto al año pasado?

-Principalmente, atacamos más ordenados. Siempre cuando un volante o lateral por el sector pasa al ataque, el otro cierra y quedamos armados. Eso te permite llegar con libertad y más confianza, y tener más oportunidades para convertir.

-¿Qué te pide Gallardo?

-Trabajamos mucho en el ataque. Nos exige movilidad constante, sin dar referencias para intentar llegar con mucha gente al área. Hacemos foco en eso.

-¿Cuánto te ayudó la llegada de Ariel Rojas?

-Muchísimo. Estamos jugando hace pocos partidos juntos, pero nos entendemos muy bien. Cuando él va por afuera, yo me tiro adentro, y cuando yo me proyecto, él se cierra. Ese enroque está saliendo bien y nos favorece bastante. Tenemos que seguir creciendo.

-Si te dan a elegir: ¿pierna izquierda o pierna derecha?

-(Risas) Ja, me da igual, uso las dos así que me quedo con ambas.

-En Newell's y en la selección tuviste a Gerardo Martino, ¿tiene similitudes con el Muñeco?

-Ambos trabajan muy bien tácticamente y preparan los partidos de una manera parecida. También son dos entrenadores que saben estar al margen, pero hablan cuando tienen que hablar y se expresan muy bien. Tienen la capacidad de saber cómo llegarle al jugador y hacerse entender.

-¿En qué ayuda la unión del grupo?

-Cada uno de los que está acá, siempre demuestra lo mejor, tanto cuando las cosas van bien como cuando no salen. Todos aprovechamos y disfrutamos los buenos momentos, pero damos todo también si no se dan. Después las decisiones son del entrenador, pero trabajamos para dar todo y esperar estar siempre.

-¿Cuesta conquistar a las tribunas del estadio Monumental?

-No sé, pero al ser un club grande, necesitás resultados, y si no acompañan, se hace aún más complicado. La cancha está llena todos los partidos y la gente siempre nos apoya, así que estamos muy agradecidos. Somos privilegiados.

El Milton de María Grande

-Sos una persona de perfil bajo, ¿fuera del fútbol también?

-Sí, soy muy familiero. En mis momentos libres me quedo con mi señora Luciana y mis dos chicos: Gianluca de seis años y Stéfano de dos. Vamos a tomar mate, salimos a pasear. Me considero muy tranquilo, no me muestro mucho. Soy reservado y disfruto estar con familia y amigos, que me visitan seguido. Me divierte juntarme a cenar con ellos.

-¿Viajás seguido a Entre Ríos?

-Cada vez que puedo me tomo el tiempo y me voy para el pueblo. Es un cable a tierra que tengo, para ver a mi familia y mis amigos y hacer las cosas que acá no puedo. Me gusta andar mucho a caballo.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas