Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La UCR frena una iniciativa para limitar los fueros

El proyecto, de Pro, apunta a casos de escuchas y allanamientos

SEGUIR
LA NACION
Lunes 15 de mayo de 2017
0

Los diputados de Cambiemos están en un dilema. El problema se generó tras el revuelo que provocó la difusión de las polémicas escuchas telefónicas entre Cristina Kirchner y el ex secretario de Presidencia, Oscar Parrilli. ¿Y si esto nos sucede en el futuro a alguno de nosotros?, se preguntan algunos diputados radicales que, llevados por las dudas, pusieron freno al proyecto de ley que alientan sus compañeros de Pro para limitar los fueros legislativos.

La iniciativa, promovida por el presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales Pablo Tonelli (Pro), propone modificar la ley 25.320 que reglamenta el alcance de los fueros para que la Justicia pueda efectuar allanamientos e intercepción de comunicaciones en investigaciones en las que esté implicado un legislador. Nadie en el oficialismo lo admitirá en público, pero lo cierto es que la idea del proyecto surgió para acotar la inmunidad de que gozan legisladores kirchneristas actualmente investigados en la Justicia. El disparador fue el caso del diputado Julio De Vido (FPV), el otrora poderoso ministro de Planificación del kirchnerismo, acosado por varias causas judiciales.

La ley actual dispone que un juez no puede allanar el domicilio particular o las oficinas de los legisladores ni puede interceptar su correspondencia o sus comunicaciones telefónicas sin la autorización de la respectiva Cámara. Según Tonelli, esta ley peca de "exceso reglamentario" pues la Constitución Nacional sólo confiere a los legisladores inmunidad de opinión y de arresto.

Sin embargo, sus compañeros de Cambiemos tienen sus dudas. "Imaginemos por un instante que un juez kirchnerista allane sin más el domicilio de un legislador que investiga al kirchnerismo, y se lleve todos sus papeles. Es muy riesgoso", sostienen en el radicalismo. En la Coalición Cívica las voces alertan sobre la intercepción de las comunicaciones. "El problema es la filtración a la prensa. Nos puede pasar a cualquiera de nosotros", advierten.

En un intento por despejar las dudas, Tonelli esbozó junto con el diputado Juan Brugge, del Frente Renovador, un borrador de consenso. El tema iba a discutirse el miércoles pasado en la Comisión de Asuntos Constitucionales, pero fracasó por falta de quorum. Pegaron el faltazo varios diputados radicales. También del Frente Renovador. El kirchnerismo ya anticipó su total rechazo.

En el predictamen se proponía que, en caso de que un juez ordene el allanamiento o la intercepción de las comunicaciones de un legislador, debe comunicarlo previamente al presidente de la Cámara respectiva.

"En el supuesto de allanamiento, el presidente del cuerpo debe designar a un legislador para que se haga presente", sostiene la propuesta. ¿Y cómo se deberá proceder con las intercepciones telefónicas? El proyecto, a priori, nada indica.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas