0

Una máquina expendedora de lujo: vende Ferrari y Porsche

Así es la máquina expendedora de autos
Así es la máquina expendedora de autos
La diseñó un concesionario en Singapur y funciona como una máquina de gaseosas o de snacks, con la diferencia de que entrega vehículos de lujo
0
15 de mayo de 2017  • 16:43

Cada vez hay que ser más original al momento de diferenciarse de la competencia. Y este concesionario en Singapur parece haber encontrado algo que realmente llama la atención. Es que Autobahn Motors construyó un edificio que funciona como máquina expendedora, con la gran diferencia de que los productos que entrega son autos que pueden costar cientos de miles dólares.

Así es la máquina expendedora de autos
Así es la máquina expendedora de autos Crédito: Singapore Autobahn Motors

Esta agencia cuenta con una estructura de 15 pisos de altura separados en cuatro columnas, lo que le permite tener en exhibición a un total de 60 vehículos. Allí se acomodan modelos de Bentley, Ferrari, Porsche y Lamborghini, entre otras marcas exclusivas y de lujo. Además, en su oferta también aparecen vehículos clásicos de marcas como Rolls Royce o Morgan.

Una máquina expendedora de lujo vende Ferrari y Porsche

1:47
Video

Su uso es idéntico al de cualquier máquina expendedora. En planta baja el cliente encontrará una pantalla táctil en donde puede seleccionar alguno de los 60 autos que están ubicados en la estructura. Mediante un sistema de elevadores, el modelo elegido llegará al futuro usuario en dos minutos.

Así es la máquina expendedora de autos
Así es la máquina expendedora de autos Crédito: Singapore Autobahn Motors

temas en esta nota

0 Comentarios Ver

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.