Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La agenda paralela de Awada, casi tan intensa como la del Presidente

Visitó la Gran Muralla, se reunió con otras primeras damas y participó de varios actos junto al Presidente

Miércoles 17 de mayo de 2017
SEGUIR
LA NACION

cerrar

PEKÍN (De un enviado especial).- En paralelo a la visita de su esposo, el presidente Mauricio Macri, la primera dama Juliana Awada también mantiene una intensa agenda en la capital china. Ayer estuvo presente en la recepción que encabezó el jefe del Estado con motivo del 45 aniversario de las relaciones entre ambos países. Y más temprano visitó la Gran Muralla.

La primera dama también tendrá un día intenso hoy. Es que desde las 15, junto al Presidente, comenzarán una serie de actos. El primero será llevar una ofrenda floral al Monumento de los Héroes del Pueblo, en la plaza Tiananmen. Y en el momento en que Macri y el presidente chino, Xi Jinping, mantengan un encuentro privado, lo mismo harán Awada y la esposa de Xi, Peng Liyuan. Un par de horas después, el matrimonio presidencial chino ofrecerá una comida en el Salón Dorado en honor al Presidente, Awada y el resto de la comitiva argentina.

Awada con su hija, Antonia, en la Gran Muralla
Awada con su hija, Antonia, en la Gran Muralla. Foto: Presidencia

Anteayer al mediodía, la primera dama compartió un almuerzo con Peng y las esposas de otros 14 mandatarios que participaron del foro "Una Franja y Una Ruta para la Cooperación Internacional", en la Ciudad Prohibida, antigua residencia de los emperadores chinos, en el centro de Pekín. Antes, las primeras damas hicieron un recorrido por la histórica ciudad.

Durante todas las visitas, Awada acaparó las miradas luciendo diferentes vestuarios. Para pasear por la Gran Muralla eligió un look descontracturado y fresco, acorde a las elevadas temperaturas en esta época del año. La primera dama vistió un equipo total white compuesto por una blusa con mangas XL caladas y un pantacourt, una suerte de pantalón muy ancho que parece una pollera. Sumó también sandalias y una cartera color nude, y terminó el vestuario con un pequeño paraguas oriental anaranjado.

En la recepción por los 45 años de relaciones bilaterales de ambos países, Awada apostó otra vez al estilo charleston, similar al que utilizó el primer día en China. Lució un vestido estilo Jackie con base nude, sobre el que caía un encaje negro con flecos muy finos. Acompañó el modelo con stilettos negros y un sobre al tono.

Por último, en el encuentro con la primera dama china y las demás esposas de los funcionarios en la Ciudad Prohibida, la esposa de Macri se puso un outfit del diseñador italiano Max Mara color tiza con detalles en negro.

En esta nota:
Te puede interesar