Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El BCRA volvió a subir las tasas, empujado por la inflación y la necesidad de no liberar pesos

Pagó 25,50% por las Lebac que había colocado al 24,25% hace un mes y venía vendiendo al 25,35% en los últimos días

Miércoles 17 de mayo de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
BCRA debió resignarse ayer a subir del 25,25 al 25,50% anual la tasa que paga por renovar la deuda en Lebac a corto plazo
BCRA debió resignarse ayer a subir del 25,25 al 25,50% anual la tasa que paga por renovar la deuda en Lebac a corto plazo. Foto: Archivo

Presionado por el malhumor social que genera el rebrote inflacionario, las metas que se autoimpuso, las tasas que venía convalidando en los últimos días en el mercado y el "fuego amigo" que comenzó a recibir, el Banco Central (BCRA) debió resignarse ayer a subir del 25,25 al 25,50% anual la tasa que paga por renovar la deuda en Lebac a corto plazo emitida hace un mes y que vencía ayer, sólo para minimizar el riesgo de que esa montaña de pesos pudiera volver a la calle.

La recarga en el anzuelo del Central funcionó bien: logró colocar nuevas Lebac por $ 448.011 millones, cuando le vencían otras por $ 476.181 (equivale al 60% de la base monetaria). Esto quiere decir que renovó $ 94 de cada 100 que vencían; aunque si se considera la elevada carga de intereses que paga (la factura de ayer por ese concepto superó los $ 13.800 millones) no liberó 6 pesos sino 9,5 por cada 100.

Puede considerarse un buen resultado, dado que el Central está condicionado por la necesidad de volver a llevar adelante una política monetaria contractiva, debido a que sumó otra usina emisora de pesos: la compra diaria de reservas para evitar resignar más competitividad cambiaria.

Las limitaciones que enfrentaba ante esta subasta eran muchas. Tal vez la principal era que, para poder retirar $ 127.000 millones en el último mes vendiendo entre inversores Lebac en el mercado secundario, se había visto obligado a convalidar sucesivos aumentos en las tasas, hasta el 25,35% en vísperas de esta subasta. Es decir, si no ofrecía una tasa mayor (la mejoró en 15 puntos básicos) se le complicaba la chance de renovar lo que vencía.

Además, este nuevo examen le llegó al BCRA cuando los pasos en falso que vino dando en su lucha contra la inflación comenzaron a generar críticas dentro mismo del Gobierno. El presidente provisional del Senado, Federico Pinedo, se quejó en público porque la inflación "está demasiado alta", apenas conocido el dato del 2,6% de abril. A eso se sumó la advertencia planteada por el vicejefe de Gabinete Mario Quintana, en una reunión con el Presidente Mauricio Macri, sobre los riesgos que eso agrega a la economía de cara a las elecciones.

Con las urnas más cerca, los plazos para lograr resultados se acortan y el BCRA no tiene más remedio que endurecer su política, aun a riesgo de abortar la reactivación.

Es que, pese a sus notables esfuerzos de los últimos dos meses, la base monetaria muestra una tasa de crecimiento interanual superior al 35%, cuando la inflación en el periodo fue del 27,5% y la economía no creció. Quiere decir que la oferta de pesos aumentó en términos reales.

"Con este nivel de vencimientos y acercándonos a las elecciones enfrenta dos riesgos: que los inversores sean más reacios a renovar porque ya no quieren pesos y que el precio por convencerlos se eleve hasta hacer un agujero en los números del BCRA. Hay que tener presente que estamos hablando de más de $ 830.000 millones de una deuda que devenga una tasa mensual mayor al 2%", observó el analista financiero Christian Buteler.

Tal vez para comenzar a operar sobre uno de esos riesgos, el BCRA acercó la tasa que paga por sus Letras a 2 meses a la que paga a un mes y siempre había sido la más cara. "Fue la novedad de la subasta: el ajuste en el resto de los plazos, en especial, a 63 días, ya que pagó 25,25% anual, lo que le sirvió para que el 18% de la oferta vaya allí. Creo que trata de evitar que se repita una nueva y fuerte acumulación de vencimientos", observó Diego Martínez Burzaco, director de MBI Inversiones, quien valoró que el BCRA no haya vacilado en "volver a subir la tasa para domar la expectativa de inflación" y se mostró esperanzado en que el actual nivel sea "el techo, ya que la inflación cederá en el resto del año y no van a ser necesarios ajustes alcistas adicionales".

Las Lebac tienen futuro

Desde hoy quedará abierta la posibilidad de operar futuros de las Letras del BCRA (Lebac) para negociar la tasa que se espera para estos titulos en sus distintos vencimientos. "Es un producto pensado en relación a las metas de inflación y que ayudará a manejar el riesgo por la variación de tasas", explicó el Rofex, mercado que las operará. Se listarán futuros sobre Lebac a 1, 2 y 3 meses. Su fecha de vencimiento coincidirá con la licitación mensual del BCRA. Inicialmente se listarán tres vencimientos (junio, julio y agosto) para el futuro de Lebac a 1 mes, dos para el contrato a 2 meses y uno para el futuro a 90 días.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas