Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Cuba se une a voces que rechazan propuesta de anular récords previos a 2005

Miércoles 17 de mayo de 2017 • 18:32
0
Javier Sotomoyor, durante una exhibición en La Habana
Javier Sotomoyor, durante una exhibición en La Habana. Foto: AP

(Reuters).- Cuba criticó la propuesta de la Asociación Europea de Atletismo que intenta anular los récords mundiales o europeos establecidos antes de 2005. Así se unió a las protestas de varios campeones olímpicos ante la posible aplicación de la medida.

Atletas como el estadounidense Michael Powell (salto largo), la británica Paula Radcliffe (maratón) y el cubano Javier Sotomayor (salto alto), quienes serían despojados de sus récords mundiales, expresaron su rechazo a la propuesta de la Asociación Europea, que cuenta con el respaldo del titular de la IAAF, Sebastian Coe.

"Nos sentimos ofendidos con esta propuesta. Los récords los conseguimos con mucho esfuerzo, dedicación y sacrificio: Imagínate ahora borrarlos así de un tirón", dijo Sotomayor.

La medida, que sería aprobada en julio en el Consejo de la IAAF en Londres y que entraría en vigor en 2018, busca limpiar la imagen del atletismo mundial tras las dudas generadas sobre los controles antidopajes en los últimos dos años.

"Borrar récords a partir de sospechas convierte esa acción en un sinsentido", señaló una declaración del Comité Olímpico de Cuba, que apuntó a que "nadie está en condiciones de asegurar que los récords llamados a desaparecer de los libros oficiales llevan sobre ellos el lodo del dopaje".

"Aun cuando la intención sea eliminar el manto de sospechas provocado por la magnitud de determinados tiempos y marcas (...) nada justificará una cruzada sin argumentos validados desde el dictamen de los análisis de laboratorio", agregó el texto emitido desde Cuba, una potencia del atletismo mundial.

Powell logró una marca de 8,95 metros en el Mundial de Tokio en 1991, Radcliffe cronometró 2:15,25 horas en 2003 y Sotomayor registró 2,45 metros en 1993, en Salamanca, España. La propuesta perjudica también a la jabalinista cubana Osleydis Menéndez, quien logró dos récords mundiales con marcas de 71,54 metros (2001) y 71,74 metros (2005).

La Asociación Europea de Atletismo propone que las plusmarcas mundiales y europeas solo sean reconocidas si fueron logradas en competencias internacionales aprobadas, si el atleta fue sometido a un número acordado de controles antidopaje en los meses previos y si la muestra tomada tras el récord es almacenada y está disponible para un reanálisis por 10 años.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas