Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

San Pablo: cinco bares y cinco grandes discos para conocer

Letra, música y tragos para descubrir la identidad cultural de una megaciudad

Domingo 21 de mayo de 2017 • 17:01
0

La periodista gastronómica Camila Mazzini y el DJ Denis Chamas recomiendan los mejores bares y los discos con la banda de sonido más evocativa de la ciudad.

Los mejores bares:

Buraco

Una de las últimas novedades en la escena de bares, por el barrio de Santa Cecilia. Pequeño, con un lindo patio y el foco puesto en la coctelería de autor.El trago: Buraco. Tiene albahaca, limón, infusión de gin con jengibre, azúcar con té masala y hielo.

Boca de Ouro

La escena de bares y restaurantes paulista es inabarcable
La escena de bares y restaurantes paulista es inabarcable.

En la zona de Pinheiros, este bar también pequeño sirve los mejores huevos escoceses (bolovos) de la ciudad y tiene una mesa de sinuca (variante brasileña del pool). El trago: Macunaíma. El elemento cítrico es de autor y lleva cachaça, Fernet y limón. Cuesta poco y hace tan bien...

Riviera

Clásico boteco de 1949, justo en la poblada esquina de la avenida Paulista y Consolaçao. Lo reformaron recientemente y volvió a estar muy de moda. El trago: Apothecary. Cachaça blanca de buena calidad, limón Taiti, jarabe de miel, genjibre y spray de whiskey Ardberg.

Cozinha 212

Lindo restaurante (ver en nota principal) en el polo gastronómico de Rua de Pinheiros, con una muy buena carta de tragos elaborados a cargo del reconocido barman Diogo Sevilio. El trago: Half Bloody Brother, una relectura del Bloody Mary que lleva vodka infusionada con remolacha, sal y Amargo de Angostura en el vaso.

Frank

Sofisticada barra en la planta baja del hotel Maksoud Plaza, en Bela Vista. El trago: Negroni. Un blend de dos envejecimientos: en barricas de amburana (madera nativa de Brasil) y también en roble.

Sound Paulo: un mapa en cinco discos

1. Os Demônios Da Garoa Trem Das 11 (1964)

En 1964, el ritmo del samba de Río y de Salvador conquistaba el país. En cambio, a São Paulo, con su poco amigable paisaje de ciudad industrial, la apodaban la tumba del samba. Sin embargo, estos cinco paulistas de clase trabajadora llegaron a tiempo para revertir la situación. Demonios da Garoa tuvieron un enorme éxito tocando samba con identidad paulista y cantando con el acento y la influencia de las calles de los barrios, desde Brás hasta Jaçanã.

2. Tom Zé Todos os Olhos (1973)

Tom Zé formaba parte del movimiento tropicalista pero se mudó a San Pablo a principios de los sententa y siguió grabando discos increíbles como el de esta lista y Estudando o Samba. Pero eran tiempos difíciles, el país estaba bajo una dictadura y no era el momento más propicio para la música experimental, por lo que Tom Zé fue olvidado por un tiempo. Mucho tiempo después fue redescubierto al igual que este disco emblemático con canciones dedicadas a San Pablo como Augusta, Angélica e Consolação.

3. IRA! Vivendo e não aprendendo (1986)

Esta elección es difícil porque el disco anterior de IRA!, Mudança de comportamento, también es extraordinario. Pero Vivendo incluye canciones como Envelheço na cidade y Pobre paulista que, aunque un poco más pop, se convirtieron en auténticos himnos urbanos y aún hoy influyen a bandas jóvenes en esta ciudad. Por cierto, el concierto de presentación del álbum fue uno de los más locos que se recuerden por acá, con cuarenta mil personas reunidas en el campus de la Univerisidad de San Pablo. Una joya.

4. Flicts Canções de batalha (2010)

Esta selección es muy personal. Porque este disco habla, de una manera muy enérgica y auténtica, de los lugares y las situaciones que vivían los chicos de mi generación hace unos años. Los shows de Flicts entonces eran toda una movida, un poderodo encuentro de gente peleando para sobrevivir en esta ciudad loca a ritmo de punk rock. La mayoría de los temas del disco son himnos. Desde los viajes en colectivos repletos hasta las peleas en los boliches, está todo ahí.

5. Rakta III (2016)

Una de las mejores en la escena actual, esta banda de chicas es difícil de encasillar. Tocan una música profunda y oscura que no podría reflejar mejor el presente de la ciudad. En estudio suenan genial y en vivo aún mejor. Como mi buen amigo Munchon dice, esto es pura brujería.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas