Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Geoff Ballotti: "Sin las reformas de la nueva administración, no estaríamos apostando por la Argentina"

El CEO de Wyndham Hotel Group, la cadena hotelera más grande del mundo, halagó al Gobierno; instalará la central latinoamericana en Buenos Aires

Jueves 25 de mayo de 2017 • 02:48
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Foto: LA NACION / Fernando Massobrio

Wyndham Hotel Group está de estreno en la región: hace dos días inauguraron el hotel Esplendor en Montevideo, que marcó el desembarco de la marca más exclusiva del grupo (Wyndham Grand) en América Latina. Hace unos meses abrió otro Esplendor en Asunción y antes de que termine el año celebrará la apertura del Dazzler Hotel en Rosario, en el barrio de Puerto Norte con 96 habitaciones. En los próximos dos años también abrirá el Esplendor Fangio Balcarce, en la ciudad de Balcarce, y Wyndham Villa Carlos Paz, en Córdoba.

Su creciente red en la región será operada por una central en Buenos Aires, en el espacio de oficinas WeWork, que también pertenecen a Patricio Fuks, socio fundador y presidente de los hoteles Fën, adquirido por Wyndham en diciembre del año pasado.

Ballotti dice que la Argentina lo trata muy bien. "El primer trimestre del 2017 la industria vio el RevPAr (un medidor de rendimiento financiero, abreviatura de Revenue Per Avaiable Room) más alto en años. El nuestro es del 40% interanual, que descontada la inflación es cerca del 20%", dijo en entrevista con LA NACION. Halagó la gestión del Gobierno en varias oportunidades: "Apoyo todo lo que Macri ha hecho en términos de terminar con el proteccionismo y volver a publicar índices y estadísticas verdaderas" y "me saco el sombrero por la nueva administración que logró recomponer la confianza del mercado".

Por su parte, Fuks relativizó los dichos del CEO norteamericano desde el lado del inversor. "Nos está yendo bien, podríamos estar mejor. Sin el cepo podemos cobrar los dólares que nos pagan, pero los precios y los impuestos siguen altos", explicó. Para mejorar el escenario de su negocio, sin embargo, lo que espera es el regreso de los viajes de los empresarios corporativos por largos períodos de tiempo y la restauración del crédito para no perder equity en sus construcciones.

Según los cálculos del empresario argentino, la inversión promedio necesaria para construir un cuarto de hotel en Buenos Aires es ceca de 250.000 dólares, comparado con 140.000 en Lima, 160.000 en Montevideo y 115.000 dólares en Asunción. El mismo valor en San Pablo se aproxima a los 350.000 dólares.

Wyndham cuenta con un sistema de franquicias y gerenciamiento. Los dueños de inmuebles e inversores son quienes disponen del capital para invertir, por lo que no ofrecen datos concretos de aporte al país para la construcción. Sin embargo, si hay inversiones en el país en concepto de marca y en julio se establecerá como futuro centro de operaciones de toda la cadena en América Latina en un formato innovador en oficinas, WeWork. "Sin las reformas de la nueva administración no estaríamos apostando por la Argentina como lo estamos haciendo, dijo Ballotti.

La cadena que Ballotti, originario de Brooklyn gestiona es la hotelera más grande del mundo, con más de 8000 sucursales en el mundo distribuidas en 79 países. Cuenta con 250 millones de personas afiliadas a su programa de beneficios, con canjes de puntos, que representan el 35% de los huéspedes en sus hoteles. Hace una década ese número era cercano al 25%, señal de que es una tendencia creciente. "Buenos Aires siempre ha salido muy bien posicionado en las encuestas a nuestros afiliados de destinos deseables de vacaciones", dijo el CEO de la empresa. Según sus datos, el consumidor promedio en Estados Unidos pertenece a 22 programas de puntos pero solo usan siete. "Nosotros queremos ser uno de los siete. En esta industria dinámica, la lealtad nunca ha importado tanto", expresó. Luego contestó las preguntas del diario.

- ¿Cuánto afecta al negocio la llegada de las low cost?

- Por supuesto que, cuantos más seamos, mejor. Cómo punto de comparación, Montevideo recibió cerca de un millón de viajeros el año pasado y, de esos, 935.000 llegaron por aerolíneas low cost. Agrega una capacidad enorme al mercado.

- Otra empresa que se instala de a poco en el país es Airbnb: ¿No le preocupa?

- No. No hemos visto que eso afecte nuestros números en Estados Unidos y no tenemos por qué pensar que acá si ocurrirá. Sobretodo nuestros clientes corporativos requieren de una infraestructura y una cantidad de servicios que sólo están presentes en el hotel.

El turismo local marca la agenda

Desde la empresa sostienen que cerca del 60% del mercado argentino está dominado por la población local. Brasil, Colombia y Uruguay vienen a completar el 90% de las habitaciones y el resto incluye a quienes vienen de Estados Unidos, Europa o Canadá, justamente los viajeros que se espera que llegan al país a través de los programas de fidelización que la empresa ya tiene establecida ahí.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas