Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El Gobierno promete bajar el gasto dos puntos para cumplir con la meta de déficit fiscal del 4,2 % de este año

En Hacienda defienden la estrategia utilizada para el control de las cuentas públicas y afirman que también hay un ajuste en los gastos de las provincias más deficitarias

Viernes 26 de mayo de 2017 • 12:31
SEGUIR
LA NACION
0
El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne
El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne. Foto: Archivo

El Gobierno promete bajar en dos puntos porcentuales el gasto primario este año para cumplir con la meta del 4,2% de déficit fiscal.

Así lo indicaron calificadas fuentes del Ministerio de Hacienda que conduce Nicolás Dujovne a LA NACION, al ratificar que el Gobierno se está ocupando de la cuestión fiscal, pese a la crítica de numerosos analistas del sector privado y al aumento del déficit del mes pasado.

Desde Hacienda se comprometen a que este año el gasto primario bajará del 42 al 40% del PBI, al reducir las erogaciones corrientes.

"La intención es mantener el gasto nominal en relación al PBI, para que baje en términos reales", indicó la misma fuente.

Nueva ley de responsabilidad fiscal

Además, Hacienda acelera la redacción de la nueva ley de responsabilidad fiscal con las provincias, para enviarla al Congreso junto con el proyecto de presupuesto 2018 en septiembre próximo.

"Las provincias que más gastan con las que más están ajustando, como es el caso de Santa Cruz", indicó.

Es que, según las autoridades de la cartera, "a diferencia de lo que ocurría en el pasado, ahora a los gobernadores les suma políticamente tener una actitud responsable en términos fiscales".

Una de las claves que contribuirá a la moderación fiscal es el cierre de la mayoría de las paritarias en torno del 20 por ciento, como ocurrió con los trabajadores estatales, incluyendo una cláusula gatillo. "Es la primera vez en muchos años que las paritarias se cierran mirando la inflación futura", se entusiasmó el funcionario.

En este sentido, Hacienda se muestra alineada con la política monetaria del Banco Central, pese a la crítica de otras áreas del Gobierno y del sector privado.

"Hay que ser consistente en toda la política económica y mantener las tasas de interés positivas en términos reales", sentenció.

Al respecto, el funcionario negó que el nivel actual de la tasa de interés esté "enfriando" el nivel de actividad. "En la Argentina es más importante el canal del consumo que el del crédito y una inflación más baja favorece el nivel de consumo", afirmó.

En Hacienda el plan de acción implica reuniones con los equipos de cada ministerio nacional para revisar el presupuesto partida por partida, antes de definir los "techos" de gasto que habrá para 2018.

"Es la primera vez que se peina el presupuesto en forma fina para reducir el gasto ineficiente", afirmó, entusiasmado, un integrante del gabinete de la cartera que conduce Dujovne.

Por su parte, en la Jefatura de Gabinete aclararon que "la corrección fiscal será gradual, junto con una reforma tributaria paulatina que tenga efecto en los próximos cuatro años". Y reforzaron esa idea: "No hay espacio para hacer otra cosa".

En este sentido, en Hacienda indicaron que la reforma impositiva, que llegará al Congreso después de las elecciones legislativas, partirá de dos premisas: no alterar la convergencia hacia un menor desequilibrio fiscal y promover un mayor crecimiento económico de mediano plazo.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas