Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Trump carga contra Alemania y ya es personal el duelo con Merkel

Dijo que es "muy malo" para su país tener un fuerte déficit comercial; advirtió que habrá cambios en la relación

Miércoles 31 de mayo de 2017
SEGUIR
LA NACION
0
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump
El presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Foto: Reuters / Carlos Barría / Archivo

WASHINGTON.- Frustrado, Donald Trump volvió a descargarse donde se siente más cómodo: Twitter. Esta vez, el blanco fue Alemania, dos días después de que la canciller Angela Merkel dijo que Europa ya no podía contar con Estados Unidos como antes.

"Tenemos un déficit comercial MASIVO con Alemania, además de pagar menos de lo que deberían en la OTAN y en defensa. Muy malo para Estados Unidos. Esto va a cambiar", escribió Trump.

El mensaje del presidente despuntó dos días después de que Merkel afirmó, en un acto de campaña, que Europa debía tomar su destino en sus propias manos porque la época en la cual podía recostarse en sus viejas alianzas se había terminado. El comentario, un reflejo de la frustración europea con Trump, tuvo amplia repercusión entre los críticos del nuevo gobierno en Washington.

Merkel ya había mostrado su malestar al cierre de la reunión del G-7 que se realizó en Italia por la falta de compromiso de Trump con el acuerdo climático de París, el compromiso multilateral más significativo para revertir los efectos del calentamiento global. Salvo Estados Unidos, todas las potencias lo respaldan.

Trump y Merkel, dos polos opuestos en el nuevo escenario político en los países desarrollados, ya habían tenido un gélido encuentro en la Casa Blanca a fines de marzo, cuando las diferencias quedaron a la vista de todos.

La Casa Blanca buscó instalar otra realidad. El secretario de prensa, Sean Spicer, volvió a pararse detrás del podio para responder preguntas de los periodistas tras dos semanas de ausencia por la gira presidencial. En medio del Rusiagate y los rumores sobre cambios en el gabinete -ayer renunció el director de comunicaciones, Michael Dubke-, Spicer, combativo e irritado, montó una cerrada defensa del viaje de Trump.

Spicer dijo que la gira había sido "una semana extraordinaria", que había dejado "un punto de quiebre histórico" y que el discurso de Trump en Arabia Saudita había sido "histórico". Cuando le preguntaron por la relación bilateral con Alemania, Spicer no anduvo con medias tintas.

"Creo que la relación que el presidente ha tenido con Merkel la describiría como bastante increíble. Ellos se llevan muy bien. Él tiene mucho respeto por ella. Siguen expandiendo el vínculo que tuvieron durante sus conversaciones en el G-7", afirmó el vocero presidencial. No se quedó ahí: "Y no sólo considera a Alemania un importante aliado estadounidense, sino también al resto de Europa. Durante sus conversaciones en la OTAN y en el G-7, el presidente reafirmó la necesidad de profundizar la mejora de nuestras relaciones transatlánticas".

Spicer volvió a quejarse de la cobertura de la prensa cuando las preguntas fueron sobre el Rusiagate, al señalar que Trump está "frustrado" por las historias publicadas, que, según dijo, el presidente considera que son falsas.

"Creo que se siente frustrado, como yo y como tantos otros, de ver salir historias que son patentemente falsas, de ver narrativas que están equivocadas, de, cito, «noticias falsas». Cuando ves que se perpetran historias absolutamente falsas, que no se basan en los hechos, es preocupante", dijo el vocero, uno de los funcionarios en la cuerda floja.

Parte de esa frustración se vio ayer en Twitter, mechada con una dosis de contradicción.

"Los funcionarios rusos deben estar riéndose de Estados Unidos y de cómo una patética excusa de por qué los demócratas perdieron las elecciones ha capturado las Noticias Falsas", escribió Trump, luego de criticar el vínculo comercial con Alemania y la política de defensa de Berlín.

Luego difundió un artículo de la cadena Fox News que desmentía la historia que involucró a su yerno, Jared Kushner, acerca de un intento de instalar un "canal secreto" de comunicación con el Kremlin a fines del año pasado.

La nota de Fox, que no estaba firmada, tenía una sola fuente anónima. El fin de semana, Trump había dicho que las notas con fuentes anónimas eran inventadas.

Renuncia de un asesor

Michael Dubke

Ex director de comunicaciones de la casa blanca

Origen: Hamburg (estado de Nueva York)

Edad: 47 años

Cambios

Dubke renunció a la dirección de las comunicaciones de la Casa Blanca después de semanas de especulaciones sobre la posibilidad de cambios en la estrategia comunicativa del gobierno, debido a la polémica por el Rusiagate

Dimisión

Reconocido estratega republicano, presentó su renuncia el 18 de mayo, pero se ofreció a continuar hasta que Trump finalizara su gira en el exterior

Estadía

Propietario de una firma de comunicaciones, se había incorporado al gobierno en marzo

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas