Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Karina K.: "Antes de viajar me obligo a descansar"

Domingo 04 de junio de 2017
0

-¿Cuál fue el mejor viaje de tu vida?

-A Japón, en enero de 2007, porque conocí personalmente a Daisaku Ikeda, mi maestro de la vida, presidente Honorario de la Soka Gakkai Internacional, una ONG dedicada a la paz, la cultura y la educación basada en la filosofía del budismo.

-¿Y el peor?

-A Mar de Ajó, en enero de 1999. Me insolé y tuve quemaduras de tercer grado.

-¿Un prejuicio que hayas derribado de viaje?

-Cuando viajé a Salta, la Linda, pensé que me agobiaría del calor, pero nada más alejado. Me cautivó desde el primer instante que pisé su adorable suelo.

-¿Una máxima para armar la valija?

-Llenar los vacíos... como en la vida.

-¿Tenés algún ritual, alguna rutina antes de viajar?

-Obligarme a descansar por la insostenible ansiedad que me apodera.

-¿Viajaste como mochilera o acampaste alguna vez?

-Sí, cuando era guía scout fui a Catamarca y al Sur, aprendí supervivencia y estuve a punto de caerme por un risco de 10 metros de altura.

-¿Te gusta planificar mucho las vacaciones o sos improvisada?

-Planifico las próximas vacaciones, desde el mismo día en que regreso de vacaciones.

-¿Existen las vacaciones de invierno en tu vida?

-Sí, a las termas de Villa Elisa, Colón y Federación. Entre Ríos es mi provincia predilecta.

-¿Si pudieras ver un musical de todos los tiempos, cuál elegirías?

El Rey León, por su historia, una analogía del coraje, los valores, la nobleza, virtudes que deberíamos replicar los seres humanos.

-¿Un día de vacaciones perfecto?

-Con mi esposa, en cualquier lugar del mundo.

-¿Alguna anécdota inolvidable en un viaje?

-En San Martín de los Andes, en mi adolescencia. Eran las cinco de la tarde y estaba caminando por el bosque de la montaña que rodea el lago Lacar. Las nubes estaban bajas y yo me emocionaba atravesándolas. De un instante al otro cayó la noche y desconcertada me encontré caminando en la oscuridad más absoluta. Me dejé guiar por el sonido y fui llegando a la orilla con un pánico que jamás sentí en la vida. Por la calle principal veo a mis padres en un ataque de shock buscándome desesperadamente y yo los crucé con un grito desesperado: ¡Estoy viva!

PARA MÁS DATOS

Por estos días dirige y protagoniza Mamapunk. Una antiópera, musical inspirado en la figura de Nina Hagen, junto a Cynthia Manzi. Jueves, a las 22.45, en el teatro Maipo (Esmeralda 443).Entradas desde 250 pesos.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas