Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

"¡Esto es por Allah!", gritaron los atacantes, armados con cuchillos

El atentado en una zona emblemática de Londres conmocionó a la población, que ya había sufrido otro incidente en marzo

Domingo 04 de junio de 2017
0

LONDRES.- "¡Esto es por Allah!", gritaron los terroristas que atacaron con enormes cuchillos con hojas de unos 30 centímetros en el Puente de Londres y en locales de comidas en las cercanías del río Támesis, según reportó un testigo a la cadena británica BBC.

"Vi una camioneta que avanzaba en zig zag intentando alcanzar al máximo número de personas. La gente trataba de escapar a la trayectoria del vehículo. Entonces intenté ayudar a los heridos, que eran esencialmente jóvenes", contó a la BBC un testigo identificado como Alessandro.

En medio de la confusión que había anoche sobre cómo habían ocurrido los atentados en el centro de Londres, los atacantes fueron descriptos como "de origen Mediterráneo", de piel oscura.

Según los informes, el hecho comenzó alrededor de las 22 (hora local), en un horario donde en esta zona turística había aún bastante gente en el puente y en los restaurantes de las cercanías. Pero en instantes, el ambiente festivo se transformó en una atmósfera de pesadilla.

Según los reportes, el vehículo usado por los atacantes iba a unos 80 kilómetros por hora.

"La camioneta chocó contra las vallas del Puente de Londres, y luego había un tipo con un cuchillo, bajó las escaleras y entró en un bar. Es un bar francés. No entró en el bar, estaba en la terraza", explicó Alessandro.

Otros testigos mencionaron que en realidad eran varios los hombres armados con cuchillos que bajaron de la furgoneta para apuñalar al azar a las personas que estaban en el lugar. Una mujer dijo que vio a tres personas con heridas en el cuello, que parecían haber sido degolladas.

Una de las personas heridas en los ataques perpetrados en el puente "sangraba copiosamente del cuello y parecía tener un profundo corte en la garganta", según describió a la cadena BBC un testigo identificado como Alex Shellum, que se encontraba en un pub de la zona en el que entró una joven para pedir ayuda.

Will Heaven, el jefe de redacción de la revista The Spectator, que se encontraba circunstancialmente en el lugar, escribió en Twitter que vio que había "dos víctimas, una en la vereda y otra en el borde de la calle" y dijo que en el lugar había varios policías.

cerrar

"Todos al suelo"

Los videos publicados en las redes sociales muestran que los agentes policiales entraron en los restaurantes de la zona al grito de "todos al suelo", para ordenar a la gente que se escondiera debajo de las mesas.

"Vine a ver qué pasaba y me encontré con un chef que tenía sangre en el hombro. Estaba en estado de shock. Me dijo que tres personas lo habían atacado en su restaurante con cuchillos y con machetes", dijo Gerard Kavanar, un residente de la zona de 46 años.

En el lugar, los testigos estaban impactados por el recuerdo del ataque del 22 de marzo, en el que un hombre embistió a decenas de personas con su coche en el puente de Westminster para luego matar a cuchilladas a un policía apostado delante del Parlamento.

"Es horrible que se reproduzca así de rápido y que este tipo de cosas se conviertan en algo así de frecuente", comentó Jacob Chick, de 23 años, un residente del área cercana al Puente de Londres.

Alerta por el show a beneficio en Manchester

Dos semanas después del atentado suicida que causó 22 muertos en un concierto de Ariana Grande en Manchester, y en alerta por el ataque de anoche en Londres, la ciudad enfrenta ahora el desafío de brindar seguridad a la estrella pop en el show benéfico que está pautado para hoy, en el que los organizadores prometen ser "agresivos para intervenir" si ven algo que no está bien.

El concierto benéfico de Grande en Manchester, en el Emirates Old Trafford Cricket Ground, tiene por objetivo recaudar dinero para las víctimas y sus familias. Acompañarán a la cantante norteamericana, de 23 años, artistas como Katy Perry, Justin Bieber, Coldplay, Miley Cyrus y Pharrell Williams. El estadio tiene capacidad para 50.000 espectadores.

Agencias Reuters y AFP

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas