Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Las lluvias no dan tregua en Santo Tomé: ya hay más de 500 evacuados

La creciente del río Uruguay afecta también otras localidades correntinas

Martes 06 de junio de 2017
0
Muchos vecinos improvisaron campamentos
Muchos vecinos improvisaron campamentos. Foto: @rsudamericana

En escuelas, en campamentos improvisados, en algunos complejos municipales y también en galpones privados. Los miles de evacuados por las inundaciones en la provincia de Corrientes buscan refugio donde pueden, y desde el sábado pasado la cantidad de personas que debieron abandonar sus hogares sólo sigue en aumento. Solamente en la localidad correntina de Santo Tomé ayer había cinco centros de evacuados y más de 500 personas damnificadas.

Aunque la creciente del río Uruguay también golpeó otras localidades, como Paso de los Libres, La Cruz, Alvear y Yapeyú, donde son cada vez más las familias que deben recibir asistencia.

Ayer, a pesar de que el nivel del agua comenzó a bajar lentamente -según reportes de la comuna de Santo Tomé-, continuaba el estado de alerta y emergencia. El reporte oficial confirmaba que había evacuados y autoevacuados en las zonas costeras, que son las más afectadas en esta localidad, emplazada 390 kilómetros al nordeste de la capital correntina.

El intendente de Santo Tomé, Víctor Giraud, confirmó a la gerencia de noticias Télam que "la bajante es hoy [por ayer] de dos centímetros por hora, pero aun así el panorama es realmente preocupante". Es que el pronóstico meteorológico para la zona y el estado de Santa Catarina, en Brasil, indica que las lluvias persistirán y por eso temen nuevas evacuaciones.

"En Brasil está lloviendo y todo hace prever que habrá un repunte", señaló el jefe comunal respecto de la altura del río. Sostuvo también que uno de los aspectos negativos es el comportamiento de la represa de Foz de Chapecó (Brasil), con un crecimiento importante en su caudal, que libera más de 15.000 metros cúbicos por segundo, lo que complica la situación en la zona.

"Estamos disponiendo los alimentos para cuatro comidas diarias con colaboración del Ejército, que cocina para la gente", detalló Giraud en declaraciones a Radio Dos, y señaló también que reciben apoyo de otras instituciones, como Cáritas, que provee ropa y abrigo.

Luego insistió: "La situación está muy mal en la quinta y séptima sección rural; las rutas 40 y 41 están cortadas y muchos caminos intransitables y con pozos profundos. Sólo se puede salir con tractores y camionetas 4x4 y la gente no tiene esos medios, por eso tenemos que llevarles asistencia", explicó .

En abril último, detalló el funcionario, llovieron más de 900 milímetros, y durante el mes pasado, casi 600. "El tiempo no nos da tregua", sintetizó Giraud, y adelantó que la situación por las inundaciones podría agravarse durante la semana.

Por su parte, el diario El Litoral, consignó ayer en su edición digital que los operativos de asistencia se multiplicaron en distintas localidades. "Aguas arriba comenzó a descender el río Uruguay. Eso trae ciertas esperanzas, pero también somos conscientes de que llovió bastante en Brasil", sostuvo José Delgado, director de Defensa Civil de Paso de los Libres, una de las ciudades donde más de 50 familias tuvieron que dejar sus hogares. Similar situación se daba en Santo Tomé y también, aunque en menor medida, en La Cruz, Alvear y Yapeyú.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas