Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Golden State, campeón de la NBA: la aplanadora de talento que inauguró la era de los súper equipos

El equipo Curry, Durant, Green y Thompson se quedó con el tercer anillo de la historia de la franquicia, se impuso 4-1 al Cleveland de LeBron James y se convirtió en el primer equipo en la historia de la competencia en llegar a la consagración con un récord de 16-1

SEGUIR
LA NACION
Martes 13 de junio de 2017 • 00:52
Kevin Durant y Stephen Curry, dos de las máximas estrellas del mundo, juntos por un anillo
Kevin Durant y Stephen Curry, dos de las máximas estrellas del mundo, juntos por un anillo. Foto: AP
0

Impacta. Golden State Warriors es una aplanadora de talento incontenible. Se impuso en el quinto juego de la serie y se quedó con el anillo con un contundente 4-1 ante el poderoso LeBron James y sus Cavaliers , logró 16 victorias en postemporada y ostenta la racha más larga de postemporada de la NBA para cualquier equipo en los cuatro grandes deportes profesionales de EEUU. Una máquina perfecta, un campeón tremendo. Una franquicia que se propuso dominar el juego y lo logró con espectacularidad.

Casi que es lógico lo que sucedió con este equipo creado desde la cabeza de Steve Kerr . A un grupo liderado por Stephen Curry , Klay Thompson y Draymond Green , se le sumó para esta temporada a Kevin Durant. Este equipo más parecido a un conjunto de All Star que a uno regular, fue posible por la inyección de dinero que le dio la televisión a la NBA. La liga recibirá 24.000 millones de dólares por nueve años. Semejante incremento en los ingresos (de 930 millones por año a 2700), hizo que el tope salarial, el dinero para contratar jugadores, aumentara de 68 a 94 millones por año para cada equipo.

De repente varios equipos competitivos se encontraron con espacio para reforzar aún más sus ya poderosas plantillas. Golden State es un claro ejemplo, con seis jugadores que cobran más de diez millones de dólares por año: Kevin Durant (26,5 millones), Klay Thompson (16,6), Draymond Green (15,3), Stephen Curry (12,1) y Andre Iguodala (11,1).

No es un error, Curry está en la tercera y última temporada de un contrato multianual que había firmado en 2013, cuando todavía no era considerado como la súper estrella que es hoy. El base será agente libre tras las finales y deberá renegociar su vínculo. Seguramente, pasará a ser uno de los jugadores con mejor salario de la competencia.

Es más, el día que comenzó la temporada, Golden State sufrió una dura derrota por 20 puntos con San Antonio Spurs. Ver derrotado a un equipo con tanta inversión generó burlas. La página especializada Bleacher Report hizo un ingenioso corto animado para presentar al nuevo "super team".

Más allá de las bromas, con semejante constelación era imposible de imaginar un final diferente. Pero más allá de los casi 119 puntos por partidos que marcaron los Warriors en la 2017, hay que comprender que la madre de la fortaleza de este equipo está en la defensa y llevando adelante esa bandera está Green, que pretende quedarse con el título del mejor jugador defensivo del año. "Tomas a uno de los mejores equipos de 2016, el que más partidos ganó en la fase regular, y le añades un puro talento ofensivo (por Durant), que además sabe leer los partidos. Eso marca la diferencia", dijo LeBron James.

El conjunto de la Bahía de San Francisco estableció un récord de 15 victorias en una postemporada y logró lo que ningún otro equipo en los cuatro grandes deportes profesionales en los Estados Unidos: superó el 14-0 que registraban desde las temporada 1992-93, los Pittsburgh Penguins (NHL), los 12 de los Yankees (NBL) en 1927-32 y 1998-99 y los 10 juegos de los Patriots (NFL) en las temporadas 2002-06.

No le alcanzó a Golden con aniquilar el registro de los Bulls de Michael Jordan en la temporada 2016 con el famoso 73 victorias y 9 caídas (Chicago tenía el récord de 72-10 en 1995-96) la franquicia californiana se convirtió en el mejor equipo de la NBA y consiguió por tercera vez ganar una final: la primera vez que lo hizo fue en 1975, cuando ganó su primer anillo superando a Washington Bullets 4-0, y el segundo fue ante Cleveland por 4-2, en la temporada 2015.

"Son el mejor equipo que he visto nunca. Ningún otro ha conseguido esto. Baten récords sin parar todos los años", dijo Tyronn Lue el técnico de los Cleveland Cavaliers. Los Warriors son un equipo que aplastó 4-0 en este camino al anillo a equipos como Portland Trail Blazers , Utah Jazz , San Antonio Spurs y Cleveland Cavaliers. No les importó nada de lo que implicó para la franquicia liquidar la final en 4 juegos. Son voraces en el campo y los récord tiemblan ante ellos. Y tampoco están atentos a cuestiones económicas. Porque es un equipo con un presupuesto millonario con 107.526.542 de dólares en salarios, pero no se preocupó al saber que no haber disputado y séptimo partido de las finales, para los propietarios de Golden State representó dejar de percibir un ingreso total cercano a los 12 millones de dólares en concepto de estadio.

La atención de los nombres de los Warriors y ante LeBron es todo un acontecimiento para el show de la NBA, por eso es que en Oracle Arena, de Oakland, hay gente que para ocupar un lugar en la primera fila llegó a pagar hasta 66.500 dólares por un asiento.

Los elogios se multiplican para estos monstruos deportivos, el periodista de The New York Times Michael Powell, escribió: "Son como una fábrica de armas, con una simple abundancia de atletas inteligentes y brillantes". Mientras que el ex entrenador y ahora analista de TV, Jeff Van Gundy, dijo: "Esa combinación de ofensiva y defensiva que han amasado los pone en posición de convertirse en una dinastía. No veo nada ni a nadie que pueda impedirles ir ocho o diez veces seguidas a las Finales". Simplemente magníficos. Los Golden State Warriors son los dueños de la NBA y acaban de inaugurar la época de los súper equipos.

El camino a la final

El arranque, contra Portland

Ante Utah Jazz, en la semifinal del Oeste

La barrida a San Antonio

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas