Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

De Italia y Turquía a la Argentina: en mayo subió 1077% la importación de tomates en conserva

Ingresaron 7254,1 toneladas del producto; precios más competitivos en otros mercados

Viernes 09 de junio de 2017 • 09:54
0

La importación de tomates en conserva tuvo una suba del 1077% en mayo pasado versus igual mes de 2016.

El llamativo incremento surge de datos del Ministerio de la Producción de Santa Fe, que realiza un relevamiento de diversos productos agroindustriales. En rigor, en mayo último se importaron 7254,1 toneladas de tomates en conserva, contra 615,8 toneladas de mayo del año pasado. Los tomates en conserva llegaron en un 80% de Italia y en un 20% de Turquía.

Según informó una fuente a LA NACIÓN, fueron doce las empresas importadoras. En la lista están Marolio, Arisco, Maycar (Vital), Bavosi, Jumbo, Coto, Alyser, La Anónima, INC, Dos Santos Pereira y Cía., Digimpex y Lucio Di Santo SA.

El año pasado la producción en el país fue menor de lo previsto y se importó pasta de tomate
El año pasado la producción en el país fue menor de lo previsto y se importó pasta de tomate. Foto: LA NACION

El año pasado, la producción de tomate fue de 420.000 toneladas. Hubo problemas climáticos que afectaron a la producción en diversas regiones. A nivel nacional, Mendoza y San Juan aportan el 72% de la producción total. Luego sigue Río Negro en importancia.

Con menor producción, el año pasado se tuvieron que importar para industrialización 44.000 toneladas de pasta de tomate. El 85% de esa importación fue para reprocesar el producto.

Este año, en cambio, la producción tuvo rindes récords y se alcanzaron 488.000 toneladas, con lo cual se estima que se importará para industrialización menos que en 2016. Se habla que ese volumen necesario rondaría las 25.000 toneladas, según fuentes vinculadas con la actividad.

Más allá de estos números sobre la importación de pasta de tomate, lo llamativo es el salto de las compras al exterior de tomate conservado. Según fuentes que pidieron no ser identificadas, mayores costos internos de elaboración y "oportunidades de precios" en otros mercados volcaron la balanza en favor de la importación.

"No somos competitivos; hoy los costos de elaboración son superiores a cualquier otro país", graficó una fuente consultada.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas