Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La Plata, un caso que se explica en el necesario recambio

El equipo luchador de los últimos años ahora está último; ayer perdió ante Belgrano

SEGUIR
LA NACION
Domingo 11 de junio de 2017
Foto: LA NACION
0

Si bien no es costumbre de La Plata consagrarse campeón, ya que la única vez en su historia que se coronó fue en 1995, sí tenía como hábito dar pelea y ser duro rival para cualquier aspirante al título. Así fue finalista en 2010 y 2012 y batalló hasta semifinales en 2014 y cuartos de final en 2015. Por eso es más que llamativo este flojo comienzo en el Top 12, en el que lleva cinco derrotas en seis fechas y está último con tan sólo 6 unidades.

Ayer ante Belgrano Athletic terminó cayendo ajustadamente por 29-28 y mostró una mejoría en cuanto a juego y actitud, pero se fue con la amargura de que aún no puede encontrar la regularidad, con la sensación de que ya falta menos para que se empiecen a ver los resultados del recambio de jugadores que experimenta el entrenador Julio Brolese.

El recambio no es una palabra vacía si se intenta explicar el momento de los de Gonnet. Ayer, sin ir más lejos, varias de las caras nuevas que se fueron incorporando estuvieron en el 15 inicial, como los segunda línea Federico Stein y Camilo Maurin (debutante), el medioscrum Juan Pedro Piñeiro, el apertura Francisco Cappellani, el wing Maximo Casaro y el full back Federico Sica. El período de adaptación es inevitable y por eso aún la estructura colectiva no logró capitalizar todo el potencial que tienen desde lo individual.

En Virrey del Pino, La Plata tuvo voluntad, amor propio y estuvo muy cerca de conseguir su ansiada segunda victoria, pero falló varios penales y cometió una serie de inoportunos knock-on a muy pocos metros del in-goal. No se llevó el resultado que fue a buscar, pero sí la sensación de que el equipo se está fortaleciendo cada vez más.

Tomás Roan, capitán platense que en la arenga final destacó la actitud del equipo, reconoció que están padeciendo la no conformación de un elenco estable: "No digo que los chicos que están no tengan nivel, pero al no poder conformar un equipo siempre se hace todo más difícil. Este año tuvimos como 10 debuts. Está bueno porque vamos a necesitar de muchos jugadores. Y si bien caés un poco en el nivel, son cosas que les pasan a todos los equipos, aunque necesitamos que el equipo no se resienta con los cambios".

El full back Federico Sica, una de las caras más nuevas del Canario, coincidió en que el recambio es un factor que les está impidiendo conseguir resultados, pero por sobre todo hizo hincapié en la actitud que debe tener el equipo: "Es verdad que hay mucho recambio, ya que somos muchos chicos nuevos, pero lo que nos venía faltando es la actitud y hoy la tuvimos. De a poco estamos volviendo y cuando ganemos no vamos a parar de ganar".

"Es un torneo largo y hay que ampliar la base, porque podemos tener varios jugadores lesionados y hay que tener jugadores a la altura de las circunstancias. La única forma de ampliar la base es haciendo que los chicos jueguen", expresó el head coach Julio Brolese, contrariado por el resultado que se escapó pero convencido del camino elegido.

La Plata sufre mucho cada derrota, claro, pero la de ayer, ante el último campeón, al menos le dejó la sensación de que está cada vez más cerca de lo que pretende ser.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas