Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Fuerte caída del precio del maíz en la Bolsa de Comercio de Rosario

Los exportadores ofrecieron $ 2250 por tonelada disponible, $ 100 menos que anteayer; la fluida entrada de mercadería en las terminales y las abundantes compras anticipadas, entre las razones de la caída; la soja se mantuvo estable

Miércoles 14 de junio de 2017 • 00:00
SEGUIR
LA NACION

"Una vez que el barco zarpa caen los precios", aportó como máxima de mercado un operador ante la consulta de LA NACION por la abrupta caída del valor del cereal en la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR), donde los exportadores redujeron ayer de 2350 a 2250 pesos su oferta por la tonelada del grano grueso para las terminales que operan sobre la costa del Paraná. "El arribo de mercadería hoy es muy fluido y la demanda se está calmando. En la medida que el clima no complique la logística, los precios seguirán muy tranquilos", agregó quien ayer tuvo que lidiar con la decepción de los vendedores.

Todas las cifras que se conocieron durante el día fueron fundamentos para entender el por qué de la caída del precio del maíz en la zona que concentra buena parte de los embarques de granos de la Argentina. En efecto, ayer la BCR informó que hasta las 7 de la mañana ingresaron 1284 camiones cargados con maíz, un 32,1% más que el lunes, cuando arribaron 972 unidades; un 29% por encima de la semana anterior, y un 109% más que un año atrás.

Y por si el dato anterior no fuera suficiente, la Dirección de Mercados Agrícolas del Ministerio de Agroindustria de la Nación informó que los exportadores acumulan compras de maíz 2016/2017 por 14.201.800 toneladas (un 18% por encima de las 12.039.400 t adquiridas un año atrás), un volumen bastante superior a las Declaraciones Juradas de Ventas al Exterior, que hasta ayer sumaban 11.226.663 toneladas, según el organismo.

En cuanto a lo ya embarcado, el dato oficial difundido ayer en el informe de compras y embarques del sector exportador da cuenta de 4.703.800 toneladas de maíz, sin embargo, ese volumen surge del Indec, con datos hasta abril, lo cual lo torna poco dinámico para entender la evolución de los despachos.

Lo visto ayer en la zona del Gran Rosario podría replicarse en pocos días en el puerto de Bahía Blanca, donde durante la jornada la exportación llegó a ofrecer $ 2600 por tonelada de maíz con entrega hasta el viernes; $ 2500 hasta mediados de la semana próxima, y $ 2300 para julio.

Así, queda en evidencia que ante el importante volumen de compras anticipadas que se hicieron en el mercado de maíz, los precios del cereal en la plaza física sólo abandonarán la calma ante la urgencia que algún exportador tenga al momento de completar un envío, sobre todo si la logística sufre retrasos imprevistos por cuestiones climáticas.

En el Mercado a Término de Buenos Aires (Matba), las posiciones julio y septiembre del maíz retrocedieron US$ 0,20 y terminaron la jornada con ajustes de 145,80 y de 147,30 dólares por tonelada.

Respecto de la Bolsa de Chicago, tras las fuertes bajas del lunes el maíz estadounidense recuperó ayer parte del valor perdido. En efecto, los contratos julio y septiembre del cereal sumaron US$ 1,47 y 1,37, mientras que sus ajustes resultaron de 149,99 y de 152,94 dólares por tonelada. Anteayer, luego del cierre del mercado, el USDA ponderó el 67% de los cultivos de maíz en estado bueno/excelente, por debajo del 68% de la semana pasada y del 75% vigente un año atrás.

Sin cambios para la soja

En la plaza doméstica de la soja no hubo cambios, dado que las fábricas volvieron a ofrecer $ 3800 por tonelada para la zona del Gran Rosario. Sólo en operaciones muy puntuales algunos compradores llegaron a convalidar hasta 3830/3850 pesos. El FAS teórico de la oleaginosa para la industria aceitera fue calculado en 3728 pesos por la BCR.

Para Bahía Blanca y para Necochea los compradores volvieron a ofrecer $ 3700 por tonelada de soja disponible.

En el Matba, las posiciones julio y noviembre de la soja perdieron US$ 0,80 y 0,50, mientras que sus ajustes fueron de 248,50 y de 254,50 dólares por tonelada.

Con subas muy leves cerró ayer la soja estadounidense en la Bolsa de Chicago, donde las pizarras mostraron subas de US$ 0,37 y de 0,28 sobre los contratos julio y noviembre, cuyos valores de cierre fueron de 342,55 y de 245,03 dólares por tonelada. Las previsiones de lluvias hechas anteayer por los climatólogos, que fueron las grandes responsables de la tónica bajista de los granos en la primera rueda de la semana, comenzaron a validarse en norte del Medio Oeste, con promedios de 20 milímetros en Minnesota y picos de 60 mm en el sur de ese Estado y en Wisconsin. Las precipitaciones también comprendieron el norte de Iowa.

Cabe tener en cuenta que el lunes, tras el cierre del mercado, el USDA relevó el avance de la siembra de soja sobre el 92% del área prevista, por encima del 83% de la semana anterior; del 91% vigente a igual fecha de 2016, y del 87% promedio de las últimas cuatro campañas. Además, el organismo ponderó el 66% de los cultivos en estado bueno/excelente, por debajo del 74% vigente un año atrás y del 69% previsto por el mercado.

El mal estado del trigo impulsó los precios

Acerca del trigo, ayer lo más importante sucedió en los Estados Unidos, donde los precios del cereal subieron con fuerza por la notable desmejora de los cultivos relevada por el USDA en su reporte semanal difundido el lunes luego del cierre bajista de los mercados. La posición julio del grano fino en Chicago y en Kansas subió US$ 4,04 y 5,24, en tanto que su ajuste fue de 163,51 y de 167,92 dólares por tonelada, respectivamente.

El dato que movilizó al mercado fue el recorte de 10 puntos hecho anteayer por el USDA sobre la proporción de cultivos de trigo de primavera en estado bueno/excelente, que en una semana cayó del 55 al 45% y que quedó muy lejos del 79% vigente un año atrás. En los últimos dos reportes oficiales el organismo rujo en 17 puntos la calificación del cereal. Además, la cosecha de los trigos de invierno fue reportada sobre el 17% de la superficie apta, por encima del 10% de de la semana pasada; del 10% de igual momento de 2016, y del 15% promedio de las últimas cuatro campañas.

En el mercado local no hubo cambios para el trigo disponible, dado que los exportadores pagaron $ 2650 por tonelada para el Gran Rosario y para Bahía Blanca, y $ 2610 para Necochea. La Bolsa de Cereales de Buenos Aires informó que los molinos ofrecieron entre 2500 y 2900 por tonelada del cereal, según calidad, condición y procedencia.

Por trigo de la próxima cosecha los exportadores volvieron a proponer US$ 160 por tonelada para todas las terminales, en tanto que en el Matba la posición enero se mantuvo estable, en 161 dólares por tonelada.

En esta nota:
Te puede interesar