Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Escala la disputa entre el Gobierno y los jueces, que exigen más recursos

Macri los criticó por la demora en los juicios por corrupción y los magistrados respondieron con reclamos

SEGUIR
LA NACION
Sábado 17 de junio de 2017
0

El abogado de Cristina Kirchner, Gregorio Dalbón, denunció ayer que un taxista lo golpeó y amenazó con matarlo, indignado con él por ser el defensor de la ex presidenta.

"El taxista me llevaba en su coche y me preguntó: ¿Cómo podés defender a esa corrupta?", contó el abogado en declaraciones a la agencia DyN. Relató que él le contestó: "No es corrupta y es inocente hasta que eventualmente se la condene".

Dalbón afirmó que el taxista le preguntó "¿Por qué no te bajás?" y que él le contestó que "tenía la obligación" de llevarlo. "Él me dijo «OK, te llevo pero te voy a matar»." El abogado había tomado el taxi pasada la medianoche luego de haber comido en lo de unos amigos, en Rodríguez Peña 1950,según precisó. Cuando llegaron a Córdoba y Talcahuano, dijo que el taxista se bajó, le abrió la puerta y le "tiró una trompada".

"Se armó la pelea sobre el pavimento de la avenida Córdoba. Yo me defendí, sobre todo bailando con las piernas y esquivando sus golpes, porque tenía un punzón y me cortó los dedos", narró el abogado. "Yo le gritaba que parara y que estaba loco. Otros taxistas se acercaron y le dijeron que se fuera. Al final, el tipo se subió al taxi y se fue."

Dalbón contó que después fue a la comisaría tercera, donde hizo la denuncia por "amenazas de muerte". La policía llamó al SAME y lo llevaron a un hospital. La foto de Dalbón con un cuello ortopédico y tendido sobre una camilla circuló rápidamente por las redes sociales. Por la tarde, él convocó a una conferencia de prensa.ß

El enfrentamiento entre el Gobierno y los jueces federales subió un escalón. El presidente Mauricio Macri criticó ayer a los magistrados al afirmar que desde que llegó al poder no juzgaron a ningún ex funcionario kirchnerista por corrupción. La réplica fue casi inmediata: los jueces argumentaron que no depende sólo de su voluntad el avance de las causas y dijeron que hacen falta recursos, leyes, una policía judicial y autonomía presupuestaria.

El cruce es la continuación de una controversia que ya lleva tres semanas. Macri viene criticando a los jueces federales por la falta de avances en las causas y a los jueces de la Cámara del Trabajo por lo que llamó la "mafia de los juicios laborales".

En un gesto de unidad, los magistrados se nuclearon hace un mes en la Asociación de Jueces Federales (Ajufe) para constituirse en un foco de poder que pueda hacer oir sus demandas. La Ajufe hizo ayer su primera declaración pública. Sin confrontar, le presentaron al ministro de Justicia, Germán Garavano, un pliego de condiciones, con reclamos. Pidieron, además, "una política de Estado concreta anticorrupción".

Macri, en cambio, fue al choque. Como un novedoso mecanismo de propaganda política, la Casa Rosada subió a la página de Facebook de Macri una conversación telefónica que el Presidente mantuvo con Sergio, un "ciudadano común" que le escribió una carta. En esa charla telefónica grabada, subtitulada y subida luego a la web por el equipo de comunicación oficial, el Presidente le dijo a Sergio: "La otra cosa que me desespera es que los que hicieron todas estas cagadas, que encima se robaron el país, como tenemos jueces como lo que tenemos, los tipos siguen caminando por la calle".

Macri siguió fustigando a los jueces. Dijo que "tienen que decir a los argentinos quiénes de los que se fueron, robaron, porque hay un montón de denuncias. Que nos digan si es verdad o mentira ahora, y no que haya que esperar 10 años, los jueces dan vuelta, hace un año y medio y no empezó el juicio oral de ninguno. A mí me da bronca, porque no hay nada peor que la impunidad".

"No podemos bancar más la Argentina de la impunidad, porque si no, seguimos alentando que el que gana es el que busca la trampa del sistema es el vivo. El que gana tiene que ser el que se rompe el traste laburando, no le tiene que ir bien al que se dedica a violar el sistema", enfatizó Macri, que escuchó de Sergio cómo le reclamaba por la impunidad, la reducción del poder adquisitivo y el aumento de tarifas.

El reclamo del Gobierno a los jueces es el habitual: la demora en las investigaciones, la falta de juicios y la impunidad. Los magistrados, en paralelo, ayer difundieron una declaración en la que viene trabajando desde hace unas semanas. Señalaron que "es necesario" avanzar en las causas por corrupción, pero advirtieron que "siempre hubo dificultades".

"No depende solo de la voluntad de los jueces", advirtieron. Y mencionaron como problemas "la falta de recursos materiales y tecnológicos, la gran cantidad de juzgados vacantes, la demora en la designación de magistrados, y la ausencia de legislación actualizada para combatir la corrupción". Además, le mandaron a Garavano una lista de reclamos:

Modificar los procesos.

Crear una policía judicial y una agencia investigativa propia.

Una ley de decomiso de bienes obtenidos del delito

Mejorar la ley del arrepentido. (Es lo que impide que llega información de Brasil en el caso Odebrecht, por ejemplo).

Reformar el Código Procesal Penal de la Nación, para acelerar los procesos y reducir las apelaciones.

Que los jueces puedan solo dedicarse a una "megacausa" cuando les toque y dejar de tener otros casos.

Cubrir en forma inmediata los juzgados federales vacantes.

Tener autonomía presupuestaría y funcional "para tener libertad regulatoria en caso de gravedad institucional", una carta blanca para gastar en casos que ameriten.

Suscribir un convenio con Brasil para fomentar el intercambio de experiencias. Justamente los jueces federales brasileños son los que lograron avanzar en casos de corrupción.

Jaime se negó a declarar

El ex secretario de Transporte Ricardo Jaime se negó a declarar en la causa que lo investiga por irregularidades en el pago de subsidios al gasoil para colectivos. Jaime fue trasladado a los tribunales de Comodoro Py por la mañana, pero la indagatoria se realizó al mediodía.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas