Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Torino lidera en la pista, pero le quieren ganar afuera ajustando el reglamento técnico

Con el respaldo de Renault Sport, ganó cuatro de las seis fechas hasta ahora; las otras marcas reclaman

Domingo 25 de junio de 2017
SEGUIR
LA NACION
Facundo Ardusso, con Renault
Facundo Ardusso, con Renault.

PARANÁ.- Un camino de 45 años sin títulos. Un número que asombra, si se piensa que el Turismo Carretera festejará 80 temporadas desde su primera carrera, con los 1000 Kilómetros de Buenos Aires. Con la estructura de Renault Sport Team como soporte, Torino pateó el tablero en 2017 con la formación de un equipo oficial, con el firme propósito de devolver el brillo a la marca. Con seis fechas, la carrera de Paraná es la 7a del calendario; dos representantes del Toro marcan el pulso en el campeonato y cuatro de las seis finales tuvieron en lo más alto del podio a un piloto de esa marca. Josito Di Palma, 178,5 puntos, y Facundo Ardusso (172,5) son 1º y 2º en el torneo; Christian Ledesma (Chevrolet) marcha 3º, a 21 unidades, y Gabriel Ponce de León, a 27, 5 puntos, es el mejor Ford clasificado. Muy lejos asoma Dodge, con Juan Martín Trucco (a 57, 5).

Entre los vencedores del año despuntó el sorprendente Julián Santero en la apertura en Viedma; Josito Di Palma -nieto de Luis Rubén, el último campeón con Torino- se anotó con dos éxitos, Neuquén y Concepción del Uruguay, mientras que Emiliano Spataro celebró la primera victoria de un piloto oficial en Posadas, en una carrera que terminó con bandera roja, por la intensa lluvia.

La supremacía de Torino intranquiliza a los usuarios de las demás marcas. Los mensajes son contundentes y apuran la queja, porque el tiempo para ajustar el reglamento técnico se acorta. El éxito de Spataro en Posadas profundizó el descontento: el equipo oficial que asiste el Trotta Competición con motores de Claudio Garófalo demostró un dominio absoluto con el primer 1-2, tanto en la clasificación como en la carrera: Ardusso hizo la pole y se subió al segundo escalón del podio, con Spataro en el primero. "Están sobrados. Acá no funcionan porque tienen tanta carga trasera que no pueden equilibrar el auto", comentó Mariano Werner, que entiende que a Ford le falta potencia de motor para emparejar, a más de 6.900 rpm, a los impulsores de Torino. El paranaense, con el tiempo del viernes -1m25s286

1000, récord para el trazado- se mantuvo como poleman y sumó los dos puntos que otorga la qualy, aunque largará, al igual que en las próximas tres fechas, en el último puesto de las series por la sanción que le aplicó la categoría, tras la maniobra en la que perjudicó a Matías Rossi en el Gran Premio Coronación de 2016. Ya superó una parte del castigo: seis fechas de ausencia y el pago de $ 500 mil de multa. Así, Jonatan Castellano (Dodge), Mauricio Lambiris (Ford) y Agustín Canapino (Chevrolet) serán los mejores en la grilla de cada una de las series de hoy, actividad que empezará a las 9.

Están los que piensan que los usuarios de Torino no estarían jugando todas sus cartas, ya que mostrar el juego completo provocaría el retoque técnico que piden los pilotos de las restantes marcas. "No le caigo a los pilotos, que siempre quieren ganar, pero los motoristas pueden hacer su parte. Hace un tiempo, [Johnny] Laboritto manejaba el reglamento de Chevrolet: ganaba, después hacía la plancha, y te volvía a ganar", refresca Werner. "Es difícil que haya cambios en el reglamento antes de los 1000 Kilómetros de Buenos Aires, pero para mí hay que sacarle algo a Torino: está pasado", confiesa Gastón Mazzacane (Chevrolet), vicepresidente 2° de la ACTC, que preside su padre, Hugo. "Está en estudio, es dispar lo que cada uno ve en la institución sobre el Torino", agregó el platense, 7º en la qualy.

Los pilotos de Torino hacen su descargo y hasta encuentran apoyo en algunos pares de otras marcas. "Cuando Ford o Chevrolet ganan cuatro o cinco carreras no hay quejas, pero si gana Torino o Dodge, que ahora está en desventaja, se enciende la alarma. El referente de Ford es Werner y recién volvió para esta fecha; Rossi era el de Chevrolet y se pasó a Ford, y el campeón Ortelli parece relajado luego del título. Esto es una carrera de plata y el que no invierte." La defensa que ensaya Ardusso. "Está bien que le toque a Torino, hace muchos años que no son protagonistas por el campeonato", acompaña el uruguayo Lambiris, ex piloto de la marca, que ahora, en Ford, la sufre.

En el TC todos quieren ser protagonistas y por eso cada cual atiende su juego.

En esta nota:
Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.