Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Renovación y cambios: el atletismo argentino que se viene

El Sudamericano de Asunción confirmó el relevo generacional que se está gestando

SEGUIR
PARA LA NACION
Lunes 26 de junio de 2017
El equipo argentino que disputó el Sudamericano de Asunción
El equipo argentino que disputó el Sudamericano de Asunción.
0

El 50º Campeonato Sudamericano de Atletismo para mayores, en Asunción, reconfirmó el recambio generacional que se está gestando en el atletismo argentino. Renovación que se inició en el Iberoamericano del año pasado en Río. Federico Bruno, Germán Chiaraviglio, Belén Casetta, Guillermo Ruggeri, Braian Toledo y Leandro Paris son los seis oros nacionales en pista y campo que mejoraron la pálida actuación de hace dos años en Lima, donde la Argentina había sumado dos preseas de oro para lograr un octavo puesto. Ahora, en tierra guaraní, en el torneo más añejo de atletismo bajo la órbita de la IAAF, los más chicos edificaron la mejor actuación nacional desde Mar del Plata 1997, con seis doradas, tres de plata y cinco de bronce que la ubicaron tercera en el medallero detrás de Brasil (17-12-6) y Colombia (9-12-10). Seis representantes lograron clasificarse al Mundial de Londres (4 al 13 de agosto próximo; ya estaban clasificados Mariano Mastromarino y Rosa Godoy, en maratón, y Juan Manuel Cano, en marcha).

La aparición de nuevos nombres sirven para construir en las bases de una Confederación Argentina de Atletismo renuente a los cambios dirigenciales y afín a las viejas estructuras. Este Sudamericano marca que aún hay territorio fértil en el que explorar. A pesar de las dificultades de la CADA para generar su propia ingeniería económica y de la dependencia exclusiva del Ente Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (Enard) y de la Secretaria de Deporte para servirse de sus recursos, Braian Toledo (23 años, lanzamiento de jabalina), Belén Casetta (22; 3000 metros con obstáculos), Leandro Paris (22; 800 metros), Guillermo Ruggeri (25; 400 metros con vallas), Federico Bruno (24; 1500 metros) y Germán Chiaraviglio (30; salto con garrocha) le dieron una nueva oportunidad y la oxigenaron. Esto se dio en un torneo en el que solo tres atletas del continente fueron medallistas olímpicos en Río 2016. De ellos, sólo compitió la venezolana Yulimar del Valle Rojas (logró el segundo lugar), plata en salto triple y líder del ránking mundial 2017. No participaron la colombiana Caterine Ibargüen, oro en triple, ni el brasileño Thiago Braz da Silva, oro en garrocha.

Fueron tres jornadas en las que las pruebas de pista superaron en medallas de oro a las de campo (4 a 2). Más allá del tradicional poderío de Brasil y de la reconfirmación de Colombia como potencia, el atletismo argentino subió unos peldaños y evidenció una sensible mejoría, aunque sigue lejos del nivel que supo ostentar.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas