Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El empresario argentino Guillermo Tofoni, acusado por el 'Informe García' de la FIFA: "Es absurdo e insólito"

En diálogo con LA NACION desde Zúrich, el empresario que comercializó los amistosos de la selección desde 2006 hasta 2015, enfatizó que no se pagó ningún soborno para la favorecer la candidatura de Qatar para obtener la sede del Mundial 2022

Miércoles 28 de junio de 2017 • 14:35
SEGUIR
LA NACION
0
Tofoni se defendió de las acusaciones del Informe García
Tofoni se defendió de las acusaciones del Informe García.

Luego de la aparición de su nombre en el "Informe García", LA NACION se comunicó con Guillermo Tofoni, acusado de realizar acciones para beneficiar la designación de Qatar como sede del Mundial 2022 y quedarse con el dinero que se habría quedado de los amistosos organizados para la selección argentina entre 2006 y 2015. "Cuando me preguntaron dije que Qatar ofrecía excelente infraestructura, ellos interpretaron que esa infraestructura iba a ser un aporte de Qatar a Sudamérica. Absolutamente falso y más que obvio, porque nadie hizo ninguna obra de ningún tipo ni en Argentina ni en la región. Y dieron por terminado el tema", sostuvo el empresario sobre las acusaciones.

El informe de más de 400 páginas vuelve a poner en la mira el amistoso entre Brasil y Argentina jugado el 17 de noviembre de 2010 en Qatar, semanas antes de que el país árabe sea elegido sede del Mundial 2022. El texto señala que Kentaro (empresa suiza organizadora del Argentina-Brasil) transfirió dos millones de dólares a la empresa World Eleven a cambio de la participación de la AFA en el partido del 17 de noviembre de 2010. De esa cifra, no más de un millón de dólares terminó llegando a las oficinas de la calle Viamonte.

Informe Garcia by Télam on Scribd

"Las evidencias, incluyendo los documentos contractuales que contradicen los comunicados que Guillermo Tofoni realizó a la Cámara de Investigación, generan dudas sobre lo que sucedió con el restante millón y, más generalmente, con una potencial malversación de fondos de la AFA", completa el documento publicado ayer.

"Se equivocan en el informe porque hablan del partido que hice entre Argentina y Portugal en Inglaterra en febrero de 2011. Ese partido no existió porque lo hice en Suiza. Un error terrible porque se equivocó de bandera, de país, de lugar. El resto son los valores habituales que se vendió la selección argentina en todo el mundo. Es absurdo e insólito que se piense que a través de un amistoso se haya podido pagar un soborno para la candidatura de un Mundial", explicó Tofoni, que hará una presentación ante la FIFA en agosto. "Así como se equivocan en un país donde se jugó un amistoso luego reconocen que no hubo aporte de infraestructura como soborno de Qatar en Sudamérica, pero en ningún lugar salen a disculparse o a aclarar sino que te dejan dentro de un informe que lo entiendo innecesario; lo que dije en su momento fue ciento por ciento verdad y más honesto no pude haber sido", añadió.

Con respecto a la creación de cuentas off-shore para el pago de los servicios de los amistosos, Tofoni explicó: "Durante mi gestión ponderé y subí la cotización de la selección argentina en el mundo y los costos de representación fueron los de usos y costumbres en el negocio del fútbol. Se pagaron 1,6 millones y hubo otro contrato de 400 mil que no tuvo nada que ver con el partido de Qatar. Mezclan todo. En aquel momento no se podía mover divisas en el país pero los pagos a los servicios tenían que seguir haciéndose".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas