Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

¿De dónde viene la frase "vender humo"?

El origen del popular dicho se remonta al Derecho Romano

SEGUIR
LA NACION
Viernes 30 de junio de 2017 • 01:14
Una imagen retocada de Lionel Messi con la camiseta de Boca
Una imagen retocada de Lionel Messi con la camiseta de Boca. Foto: Twitter
0

Sabemos lo que significa "vender humo". Lo entendemos al escuchar charlas del técnico Ricardo Caruso Lombardi o al leer noticias de la supuesta venta de Lionel Messi a Boca. ¿Pero de dónde viene la frase?

Según el lingüista español Sebastián de Covarrubias, el término fue adoptado del Derecho Romano, donde se define como venditio fumi a las "promesas falsas" que se realizan para obtener un favor de un funcionario público.

"Se dice de los que con artificio dan a entender ser privados de los príncipes y señores y venden favor a los negociantes y pretendientes, siendo mentira y humo cuanto ofrecen", indica Covarrubias, quien fue lexicógrafo, criptógrafo, y capellán del rey Felipe II, en su libro "Emblemas Morales: Iconografía y doctrina de la Contrarreforma".

En ese mismo libro, Covarrubias cuenta la historia del castigo ejemplar que aplicó el emperador romano Alejandro Severo a un "vendedor de humo" de la época: "Mandó a ponerlo en un palo y echarle fuego de leños verdes con cuyo humo se ahogase antes que el fuego le consumiese, con voz de pregonero que decía: Fumo periit, qui fumos vendidit (al humo perezca quien humo vende)".

Hoy, la frase "vender humo" está incluida dentro del diccionario de la Real Academia Española. "Persona que ostenta o simula valimiento o privanza con un poderoso para vender su favor a los pretendientes", dice la RAE.

En este sentido, se dice de alguien que "vende humo" cuando intenta "vender a su favor" una promesa falsa. Hay muchos "vende humo". Por suerte para ellos, el castigo de Alejandro Severo quedó en desuso.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas