Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Ideas para viajar a Santiago de Chile con niños

Más allá de las compras, la capital chilena tiene mucho para ofrecer a los que van de vacaciones en familia.

Jueves 29 de junio de 2017 • 12:36
SEGUIR
LA NACION
0

Un destino cuyo principal atractivo para los argentinos es el shopping, puede parecer incompatible con un viaje familiar. Usualmente a los niños les aburre muchísimo ir de compras y eso hace que desestimemos lugares como Santiago de Chile para unas vacaciones en familia. Pero esta ciudad tiene mucho para ofrecer más allá de los grandes malls y ofertas increíbles. Armamos a continuación una serie de recomendaciones para que todos los integrantes de la familia disfruten de la ciudad, tengan la edad que tengan.

Parques y plazas

Hay una gran cantidad de espacios verdes en Santiago. La mayoría están muy bien cuidados y en todos hay juegos para niños. Algunos de los que más vale la pena visitar son:

Foto: Candelaria Palacios

Parque del Bicentenario (Vitacura): es muy grande y lindo para pasear. Está muy prolijo y bien parquizado. Hay sectores para hacer picnic con sombrillas y reposeras. Tiene áreas de recreación para chicos divididas por edades, con juegos muy originales y adecuados según la edad de cada niño. Hay restaurantes, cafés, senderos para caminar y hasta un sector de juegos para perros.

Foto: Candelaria Palacios

Parque Araucano (Las Condes): es otro de los grandes parques de Santiago y cuenta, entre otras cosas, con canchas de básquet, un skate park, un rosedal, un bike park, muchos sectores verdes para aprovechar, cafés y puestos de comida, juegos para niños (también divididos por edades) y además, es la sede de Kidzania (ver abajo).

Kidzania

Es ideal para chicos de entre 5 y 10 años. Se trata de un parque temático en el que todas las actividades parten de un juego de roles. Los chicos pueden elegir interpretar más de 100 roles distintos: desde bombero, piloto de aviones o doctor, hasta chef, fabricante de chocolate o fotógrafo, entre muchos otros. Todo está enmarcado dentro de una ciudad a escala para niños. La entrada de los niños entre 4 y 17 años vale $17.950 chilenos (aprox. 440 pesos argentinos) y la de los adultos, $11.950 (un poco menos de $300). Más info:Kidzania

Zoológico de Buin

Foto: Candelaria Palacios

Este zoológico es un poco más caro que el zoo metropolitano y además está más alejado de la ciudad (aprox a 40 minutos en auto desde Santiago), pero es un paseo que vale la pena. Tiene una estructura y una estética similar a la de Temaikén, pero no es tan grande. En Buin, los animales están divididos según la zona del mundo en la que se los encuentra y entonces, cada sector está ambientado de manera acorde a esa zona geográfica. También tiene un área destinada a los amantes de la arqueología, con réplicas de tamaño real de varios dinosaurios, que a los más chicos les fascinan. Los adultos pagan $8.000 (aprox $200 argentinos) y los niños de más de 90 cm de estatura, $6.000 ($150 argentinos). Los más pequeños (de menos de 90 cm de altura) entran gratis. Más info:Buin Zoo

Valparaíso

La ciudad costera de Valparaíso es una gran alternativa para hacer una escapada por el día o para quedarse a dormir. Queda a 1 hora y media en auto aproximadamente y es el puerto más importante de Chile. Entre otras cosas, allí se puede visitar una de las casas de Pablo Neruda, La Sebastiana.

Compras

Si bien cuando uno viaja con niños pequeños a Santiago tiene que tener en claro que el shopping no va a ser la idea central del viaje, si se tiene la oportunidad de hacer algunas compras, realmente la ropa y los juguetes para chicos son mucho más económicos que en Argentina.

Vale la pena visitar los grandes supermercados, donde hay ropa y calzado barato y de buena calidad para chicos y grandes. Y los juguetes se consiguen a veces por un cuarto del valor al que están en nuestro país.

Si tienen la oportunidad de visitar alguno de los grandes shoppings, lo bueno es que hay sectores de juegos en todos ellos, para darles un respiro a los más chicos. Incluso hay muchos que tienen paseos de compras al aire libre, como Parque Arauco y Casa Costanera.

Otro plus para destacar es que en la mayoría de los malls ofrecen cochecitos para los clientes y hay salas de lactancia en todos los shoppings.

Otros paseos

- La calle Alonso de Córdova es muy linda para recorrer caminando, especialmente las cuadras que van desde el Parque Bicentenario hasta el mall Casa Costanera, en Vitacura. Hay tiendas de diseñadores y galerías de arte, cafés y algunas boutiques y librerías muy pintorescas.

- La calle Isidora Goyenechea, en Las Condes, también es muy agradable para caminar. Hay muchos restaurantes por la zona y una plaza (se llama Plaza Perú) con juegos muy ingeniosos para los chicos.

- El barrio Bellavista es quizás más lindo de noche que de día. Es un barrio de estudiantes, con aires bohemios. Allí se encuentra Patio Bellavista, un paseo con varios lugares para comer, y una feria de artesanías. También se puede visitar otra de las casas de Pablo Neruda, La Chascona.

- Según la edad y el interés que tengan los chicos, una buena idea puede ser hacer un recorrido en bus tipo hop on hop off por la ciudad de Santiago. Sale $18.000 por persona y hay varias opciones de tours, según lo que a cada uno le interese recorrer. Más info:Turistik.cl

- El Cerro San Cristóbal se puede subir caminando, es una excursión ideal para las familias más deportistas. Y si no, hay un teleférico para llegar a la cima. Tiene muy lindas vistas de la ciudad y las montañas.

Consideraciones generales

Foto: Candelaria Palacios

- El transporte público funciona muy bien, pero si la idea es movilizarse con chicos muy pequeños y/o cochecitos y demás bártulos, es recomendable alquilar un auto, ya que además algunos de los lugares de interés están bastante alejados entre sí. Es fácil estacionar en casi cualquier lado, pagando las tarifas correspondientes. Y las autopistas son excelentes, con buena señalización y con muy poco tráfico por lo general.

- Alquilar un departamento por lo general es más rentable y permite manejar horarios más flexibles que los de un hotel, lo cual es muy práctico sobre todo para familias con bebés. Aunque si se elige un hotel, lo mejor es asegurarse de que incluya desayuno para no tener que salir corriendo a primera hora a buscar algo para comer con los niños.

- En los supermercados vendensnacks saludables ideales para llevar en la mochila y convidar a los niños durante el día o en momentos estratégicos.

- Los pañales son de las pocas cosas que salen más caras en Chile que en Argentina. Conviene llevar desde acá.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas