Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Dónde comer las sopas más ricas, reconfortantes y bellas este invierno

Viernes 07 de julio de 2017 • 15:48
SEGUIR
LA NACION
0
Sopa de alimonados en Casa Cavia
Sopa de alimonados en Casa Cavia.

Frío, frío, frío. En estos días en que el invierno se hace notar, la sopa -como entrada pero también como principal- es una apuesta segura para preparar en casa y bienvenida por quienes recalan en un restaurante para recuperar fuerzas. La buena noticia es que hoy las propuestas de sopas son tan variadas como los establecimientos que las ofrecen: desde chupes andinos y caldos de impronta asiática, hasta sopas elaboradas con productos de estación que dan una atractiva vuelta de tuerca a este plato tradicional que, como muestra una reciente encuesta, es el segundo plato más consumido en invierno (después de las pastas) por los millennials.

Todo hace suponer que, revalorizada desde una mirada de autor, las sopas se lucen en esta temporada invernal. Que sea creativa y que incluya ingredientes que salgan de lo común es lo que reclaman los jóvenes consumidores de sopa, según revela la encuesta realizada por Knorr. Y eso es lo que hallan en muchos restaurantes porteños que se animan a expandir las fronteras que en el imaginario tiene este plato detestado por Mafalda, pero querido por quienes saben encontrar en él una forma práctica de incorporar diferentes tipos de alimentos.

Ramen de Opio
Ramen de Opio.

Un buen ejemplo de ello es Opio Gastropub (Honduras 4415, Palermo), el restaurante de cocina callejera asiática en donde el chef Diego Rizzi reformula las recetas aprendidas durante sus viajes por ese continente. Allí es posible disfrutar en este invierno de una Khao Soi de pollo, caldo cremoso con fideos crocantes, pollo, leche de coco, cebolla roja, jengibre, curry y cilantro; aunque todo el año hay en la carta alguna forma de ramen. Quienes gusten del ramen también pueden encontrar la versión que de este plato hace el chef Eddie Castro en Osaka -un caldo de cerdo suculento con toque picante, pasta fresca, brote de soja, huevo y cha-siu de cerdo-, recientemente incorporada a la carta de este destacado establecimiento de cocina nikkei (Soler 5608, Palermo).

Otro restaurante que invita a los millennials a viajar a través de su menú es la cebichería La Mar (Arévalo 2024, Palermo), que desde su exitoso local palermitano ofrece distintas variantes del chupe, clásico plato andino del Perú que bajo la mirada de su chef Anthony Vázquez incorpora algunos de los más deliciosos frutos de mar de nuestro océano Atlántico. Así, el tradicional chupe de camarones en La Mar es una sopa que incluye arroz, papa, ají panko y huacatay; otra opción es la parihuela, sopa originaria del norte de Perú que lleva chicha, almejas y pescado entero. Casa Cavia (Cavia 2985, Palermo), en su nueva etapa en la que la cocina es comandada por la chef Julieta Caruso, cuenta en su menú de invierno con una deliciosa sopa de alimonados que, fiel al estilo literario de su carta, está inspirada en Oliver Twist de Charles Dickens. Es elaborada a base de raíces, plantas y katsuobushi, y contiene cuatro variedades de hongos (shiitake fresco, shiitake seco, portobellos y champiñones) y hierbas frescas.

Son varios los restaurantes que, en vez de colocar una o dos sopas en su carta, hacen de la sopa elaborada a base de los productos de estación el plato que en distintas versiones rota en los menúes ejecutivos. Un ejemplo de ello es La Pescadorita (Humboldt 1905, Palermo), donde se alternan en los mediodías sopas de zanahoria y jengibre, de arvejas, de calabaza, de cebolla, de mejillones, de hongos, de almejas y de mariscos, entre otras. Algo similar ocurre en Alo's, en el barrio La Horqueta (Blanco Encalada 2120, Boulogne), donde la sopa cambia diariamente de acuerdo al mejor producto que ofrece el mercado; las sopas se sirven como bienvenida y luego pueden pedirse como primer plato. Caracterizadas por una textura cremosa y suave (pero sin llevar crema), es posible encontrar sopa de calabaza y cebollas caramelizadas, de zanahorias infusionadas con canela y jengibre, de brócoli tostado y consomé de verduras.

Chupe amarillo de corvina en La Mar
Chupe amarillo de corvina en La Mar.
En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas