Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Las 10 ciudades sexualmente más satisfechas (y por qué no está Buenos Aires)

Miércoles 05 de julio de 2017 • 12:23
SEGUIR
LA NACION
0
Foto: Shutterstock

No, Buenos Aires no está en la lista de las diez ciudades "sexualmente más satisfechas" del mundo. Y peor, no figura ni entre las 100 metrópolis que integran la última encuesta realizada por el sitio de entretenimientos para adultos Lazeeva, con el fin de saber dónde vive la gente que más disfruta su intimidad. Hasta Caracas, con lo mal que la están pasando sus habitantes en estos momentos, alcanza mejor performance que Buenos Aires. La satisfacción depende de muchos factores, por eso si algo sugiere esta notable "ausencia" en el ránking es que los porteños estamos algo atrasados en algunos aspectos de la materia. Como bien dice un amigo, "mentalmente nos hemos quedado en los 90".

El objetivo del sondeo realizado entre los más de 400.000 usuarios de entre 18 y 70 años que tiene el sitio intenta describir el contexto social en el que los habitantes desarrollan su vida sexual, tomando por variables el consumo de pornografía, el nivel de libido, la frecuencia de las relaciones, el uso de métodos anticonceptivos, juguetes sexuales y la actitud positiva hacia la comunidad LGBTQ, entre otros ítems.

París, Río de Janeiro, Londres, Los Ángeles, Berlín, Nueva York, Sao Paulo, Las Vegas, Ibiza y Ámsterdam lideran el top ten de los sitios ideales o con mayor nivel de población a gusto en la cama. Como siempre París (pese a que está bastante venida a menos) sigue inspirando a los románticos, y es además el mejor destino para la gente swinger, junto con Berlín, según la encuesta. La población de Río de Janeiro es la más abierta al sexo experimental, Londres la más tolerante con la comunidad LGBT. Como dato, cinco de las diez ciudades donde más porno consumen están en EEUU, entre ellas, Los Ángeles y Las Vegas, y Sao Pablo es donde más juguetes consumen.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas