Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Los lujosos palacios que nadie compra y flotan sin estrenar en el cielo de Londres

The Shard es la torre más alta del país; fue construida para brillar pero es tan cara que nadie compra sus departamentos

Jueves 06 de julio de 2017 • 11:24
0
The Shard, el palacio londinense construido en las alturas que no consiguen dueño
The Shard, el palacio londinense construido en las alturas que no consiguen dueño. Foto: The Shard

En su creación, fue un sueño estrambótico pensado para el éxito. Una torre de lujo, departamentos de mayor calidad aun con vistas extravagantes. La llamaron "la primera ciudad vertical de Europa ". Las ventas parecían aseguradas. Sin embargo, hoy, a cinco años de ese entonces, la realidad de The Shard se choca con la fantasía.

Los desarrolladores habían asegurado que hacían un par de llamadas y conseguían interesados que les iban a sacar de las manos los departamentos ubicados en la mejor zona de Londres , valuados en 50 millones de libras, algo así como 64 millones de dólares.

La torre fue concebida como un edificio con usos múltiples: un espacio donde la gente podía vivir, trabajar y relajarse. Está compuesta por oficinas de clase mundial, restaurantes galardonados, el Shangri-La Hotel de 5 estrellas, residencias exclusivas y la galería de visualización más alta del Reino Unido, "The View from The Shard", que ofrece vistas de 360 grados.

Más de seis mil turistas suben a sus alturas todos los días. Son varias las parejas que pagan para hacer allí la pregunta amorosa crucial: ¿Te querés casar conmigo?

Pero pese a toda la magnificencia, los departamentos ubicados entre los pisos 53 y 65 están deshabitados.

En los folletos de los apartamentos, que incluyen tres unidades dúplex de dos plantas, se jactaban de que en un día claro los residentes deberían poder ver el mar y las tribunas en Ascot, de acuerdo con lo publicado por el diario The Guardian.

Monday morning is here again, where better to wake up at the start of the week than @ShangriLaLondon? Photo credit @ellenzoutman. #ShardLife

Una publicación compartida de @TheShardLondon (@theshardlondon) el

Pero la historia ahora es otra y los constructores de la torre y sus propietarios de Qatar no quieren hablar sobre lo que no pudieron vender. Además de las vistas y el espacio de doble altura de entretenimiento, los residentes que tuvieran la plata y compraran, podrían tener el privilegio de pedir servicio a la habitación desde el hotel Shangri-La. También, llamar a sus empleadas de limpieza y recibir comida en un ascensor especial que llega directo a la cocina.

Tanto lujo parece que no resultó accesible, o quizá atractivo. Ninguna venta de apartamentos fue ingresada en el Registro de la Propiedad. Los niveles 53 a 65 y la entrada exclusiva de los apartamentos en la planta baja están vacíos. Y sin esperanza.

Swimming amoungst the clouds at @shangrilalondon. Photo credit: @gariann_ #ShardLife

Una publicación compartida de @TheShardLondon (@theshardlondon) el

Eso sí, en los pisos más bajos tuvieron mejor suerte. Las oficinas están alquiladas, aunque muchas son empresas de propiedad o propiedad parcial de Qatar.

Dining at the @shangrilalondon made extra special by flowers. Thank you @traufabrik for sharing your photo of #ShardLife

Una publicación compartida de @TheShardLondon (@theshardlondon) el

Thank you @twoworldsinside for this image of Southbank where the sun is beginning to crack through the clouds. #ShardPics

Una publicación compartida de @TheShardLondon (@theshardlondon) el

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas