Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Impuntuales: los ocho tipos diferentes de personas que suelen llegar tarde

Muchos argentinos tienen como costumbre no llegar a horario a reuniones, eventos y espectáculos, pero no todos lo hacen por lo mismo

Miércoles 12 de julio de 2017 • 15:21
América Latina es una de las regiones con mayor impuntualidad.
América Latina es una de las regiones con mayor impuntualidad.. Foto: Pixabay
0

Llegar tarde es un (mal) hábito que tiene en América Latina sus máximos exponentes, donde los retrasos de hasta una hora llegan a ser habituales.

Aunque en la Argentina la demora promedio tolerada es de 15 minutos, en países como México y Perú se puede llegar hasta una hora sin que nadie ponga un grito en el cielo.

Pero, ¿todos los impuntuales son iguales? Según el psicólogo Mariano Lechuga Besné, que dicta cursos para revertir las llegadas tarde, hay ocho tipos de impuntuales a los que clasificó de la siguiente manera:

El racionalizador: Es el que siempre se justifica. Piensa que las otras personas son muy "cuadradas" y él no es impuntual. "Quince minutos no es para tanto, no pasa nada", dice.

El productivo: Es el que siempre tiene algo que hacer. Arregla muchos compromisos con poco tiempo de separación para parecer una persona ocupada.

El que posterga: Es el que deja todo para último momento. Nunca se programa; le gusta la adrenalina de sacar todos sus compromisos a última hora.

El consentidor: Es el que acepta que tiene el mal hábito, pero no puede quitárselo. "Hay cosas peores", se justifica frente a él y a los demás.

El distraído: Es el que olvida las citas; no sabe dónde deja el auto o los papeles necesarios para sus compromisos. Siempre está como en otro mundo.

El rebelde: Es el que no sabe respetar el tiempo de los demás, por lo que llega tarde adrede.

El evasivo: Es el que tiene poca autoestima, se devalúa a sí mismo y evade responsabilidades, entre ellas, la de ser puntual.

El relajado: Se trata de aquellas personas a las que le cuesta trabajo ser disciplinado y pospone sus citas por otras actividades menos importantes.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas