Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Axel Geller, el junior argentino que camina "raro" por tener los tendones de Aquiles acortados, es semifinalista de Wimbledon

Venció en dos sets al francés Martineau y se medirá con el 1er favorito, Moutet; "antes caminaba más raro todavía, parecía la Pantera Rosa", se ríe

SEGUIR
LA NACION
Viernes 14 de julio de 2017 • 09:58
Axel Geller accedió a las semifinales de Wimbledon
Axel Geller accedió a las semifinales de Wimbledon. Foto: @PabloStecco
0

LONDRES.- Axel Geller , el junior argentino que dispara escopetazos con el saque, alcanzó las semifinales de Wimbledon . En el court 8, con las 170 butacas ocupadas y muchos más espectadores de pie, el jugador que tomó por primera vez una raqueta en el Mayling Country Club de Pilar a los cuatro años venció por 6-3 y 7-5 al francés Matteo Martineau. A diferencia de los otros encuentros que disputó en el All England, Geller no estuvo acertado con el saque: cometió cuatro doble faltas y logró un 54% de primeros servicios. Pero exhibió coraje para resolver un partido que se le había complicado.

Algo en lo que Geller está trabajando desde hace tiempo es en sus desplazamientos. "Mejoré un montón. Antes me costaba mucho moverme. En pasto no se nota tanto porque los desplazamientos son mucho más cortos y rápidos que en polvo, donde te mueven un poquito más", reconoce el hincha de Independiente. También hay otra razón: tiene los tendones de Aquiles acortados. "Camino raro y antes caminaba más raro todavía, lo hacía como en puntitas de pie, parecía la Pantera Rosa. Ahora camino como de costado, todo el mundo se ríe. Tengo los dos tendones de Aquiles acortados y el izquierdo mucho más. Hice un montón de trabajos, de estiramientos", explicó.

¿Ello le genera dificultades para correr? No, para nada, pero debe prestarle atención. "No me afecta a la hora de correr. De chiquito estaba súper preocupado, porque me decían que si no elongaba bastante antes de jugar se me iban a cortar los tendones. Hay una elongación en especial que hacemos con Martiniano ( Orazi , el ex preparador físico de Juan Martín del Potro ). Igual que la espalda, que desde que pegué el estirón se me carga. A los 14 años, cuando gané el Orange Bowl, ya medía 1,76. De los 13 a los 15 crecí mucho, ahora a los 18 estoy en 1,91 o 1,92 metro", añade Geller, el primer argentino en semifinales de Wimbledon junior desde Facundo Argüello en 2010.

cerrar

Geller comenzó a hacer una preparación física con Orazi hace un año. También se estuvo entrenando en la academia de Fabián Blengino (ex coach, entre otros, de Guillermo Coria). Luego de las jornadas escolares en doble turno, viajaba desde Olivos a Parque Norte y los ejercicios se prolongaban hasta las ocho o nueve de la noche. "Hizo una muy buena pretemporada, después mantuvimos el entrenamiento en la gira de Sudamérica, que es donde se ganó el ingreso a Roland Garros. En abril pasado estuvo en los Estados Unidos con IMG (la empresa de representación que le sigue los pasos), jugó algunos torneos allá. La idea es poder trabajar hasta que entre en Stanford (la universidad donde el tenista seguirá una carrera luego del US Open) y después veremos", apunta Orazi, orgulloso, desde Buenos Aires.

Y amplía sobre la particularidad de Geller y sus tendones: "Es un chico con una estructura muy grande, pesado, con huesos grandes, con una característica parecida a la de Juan Martín (Del Potro), aunque todavía es un poco más bajo. Tiene acortado el tendón de Aquiles y se le genera mucha sobrecarga en los gemelos también. Hemos trabajado mucho sobre el estiramiento para ganar en flexibilidad y fortalecer esa zona. También tuvimos un cuidado especial de su zona lumbar, corrigiendo las posturas. Es un chico muy trabajador, responsable, con una característica muy buena en el desarrollo de la fuerza. Tiene una gran capacidad aeróbica y muchísimo por mejorar en movilidad".


Geller, que también alcanzó las semifinales de dobles (en pareja con el taiwanés Yu Hsiou Hsu), nunca había jugado sobre césped hasta hace unas semanas. Le gustó tanto hacerlo que hasta ganó el torneo previo a Wimbledon, en Roehampton. Ya se clasificó para las semifinales. Y sigue ilusionándose.
Compartilo
En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas