Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

El comercio electrónico transfronterizo, un verdadero desafío para el control aduanero

Junto con las ventas lícitas, la tecnología permite traficar sustancias prohibidas con tan solo un clic; las nuevas formas de comerciar requieren adoptar medidas para minimizar los riesgos

Jueves 20 de julio de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0

Hace unos diez años se observaba un incremento significativo del uso abusivo del régimen de envíos postales internacionales regulado por la ley de Correos, el Código Aduanero y el Convenio Postal Universal.

Dado que la mercadería no podía superar un reducido peso y valor, su falta de incidencia económica hizo que el tema no preocupara tanto, no obstante que también se utilizaba esta vía para exportar estupefacientes y precursores químicos.

Ahora aparece con el nombre de e-commerce o comercio electrónico transfronterizo, y se lo considera un elemento de cambio en el comercio internacional, que es contemplado en los acuerdos internaciones de "facilitación", con el slogan de que contribuir al crecimiento del comercio electrónico garantizará tanto el desarrollo como la innovación en términos económicos.

El creciente fenómeno de la venta online genera nuevos retos para la aduana
El creciente fenómeno de la venta online genera nuevos retos para la aduana. Foto: Archivo

Ahora bien, este intercambio de bienes y servicios por internet que se presenta como una nueva forma de comerciar, debe cumplirse por vía postal o courier y es ahí donde, desde el punto de vista aduanero, su control enfrenta las mayores dificultades .

Por ello, es que la Organización Mundial de Aduanas (OMA) y la Organización Mundial del Comercio (OMC) han emitido documentos que muestran la necesidad de adoptar decisiones que contribuyan a minimizar los riesgos emergentes de esta modalidad, como reflejan los debates recientemente realizados por los distintos Grupos de Trabajo.

Así, se recomienda que se limite a transacciones entre empresa y consumidor, y a consumidor-consumidor, la conveniencia de una regulación conjunta de los países que logre un procedimiento estandarizado de un tipo de declaración simplificada y anticipada a la aduana (antes que llegue la mercadería), que no supere un valor (minimus), la identificación del comprador, que se preserve la recaudación fiscal (los modelos de tributación dependen de la situación político económica del país), y que se resguarde la seguridad nacional.

Gestión de riesgo

En este universo de ítems, la gestión de riesgo plantea la necesidad de un control físico por los medios tradicionales (escáner, canes, inspección selectiva) al que habrá que adosarle un control inteligente y una regulación operativa que individualice a los protagonistas y sancione a los responsables.

Se debe prevenir el abuso o uso indebido de los valores mínimos, para lo cual se requiere que la mercadería haya sido debidamente valorada y clasificada arancelariamente.

Los escáneres no distinguen por marca, ni un libro incunable o una pintura de colección, ni partes de armas sofisticadas, ni droga sintética.

Estos envíos también implican la eliminación de las restricciones o autorizaciones previas que son impuestas en resguardo de la salud o la seguridad pública.

En nuestro país se puede comprar a través de Internet en sitios en el exterior como e-Bay, AliExpress, Deal Extreme, entre otros y recibir el producto en el domicilio.

Doble vía

El sistema contempla dos vías: el régimen de Importación por Prestadores de Servicios Postales/Courier (correo privado), que permite envíos de mercaderías sin finalidad comercial para uso o consumo personal del destinatario o su familia, dentro de los límites de los 50 kg y US$ 1000 y un uso de 5 veces por año calendario y por persona. El trámite de la declaración simplificada lo realiza el courier, quien también abona los tributos del envío, que recibiera del cliente.

El otro canal es el Correo Oficial Argentino para envíos que no superen los 2 kg y US$ 200 que por su especie y cantidad no hagan presumir finalidad comercial se pueden librar bajo la modalidad "puerta a puerta", con una declaración simplificada, que no debe cumplirse en el caso de los libros.

Las compras de mercadería por Internet al ser una alternativa legal para ganarle a la inflación han tenido un gran incremento, que al superar los recursos humanos de los organismos, dificulta el control.

Por ello, tratándose de un despacho en confianza, el sector privado debe prestar colaboración y asumir deberes y responsabilidades.

Responsabilidad extendida

La pretensión de eficiencia en el control en los envíos por encomienda postal y courrier hace conveniente que se extienda la responsabilidad, no sólo al receptor o destinatario, sino también a quienes despachan la mercadería.

A manera de ejemplo, en otro régimen especial como es el equipaje, recientemente se dispuso que en el ingreso, no sólo se sanciona a los pasajeros por no declarar, sino también a las compañías aéreas por no entregar a bordo el formulario para hacerlo.

Hemos dejado para el final una cuestión preocupante.

Actualmente ha habido un rebrote del uso de esta vía para el ingreso de drogas sintéticas (éxtasis) que llegan desde Europa.

Según los investigadores se trata de jóvenes que contactan a sus proveedores y realizan el pago por Internet y comienzan a traficar con sólo un click en la computadora o teléfono celular. Esos aprendices de "narcos" aspiran a crear una red virtual de comercio de drogas, y tienen como ícono a Ross Ulbricht, un muchacho texano que creó desde su computadora portátil un emporio virtual de comercio y distribución de drogas.

Como conclusión, el comercio electrónico transfronterizo tiene una tendencia de constante crecimiento a nivel global que es mejor acompañar que negar, pero siempre se debe conciliar la facilitación del comercio internacional con un control eficiente

El tema es complejo y merece ser abordado desde distintos ángulos. Así, lo entendió el Centro de Despachantes de Aduana (CDA) que organizó un Seminario Internacional de Derecho Aduanero con el título Nuevas tendencias del Comercio Global" para el 15 y 16 de agosto próximos, en donde jerarquizados especialistas tratarán el tema.

Los autores son abogados especialistas en Derecho Penal Aduanero

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas