Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Detuvieron a cuatro policías

Los agentes están involucrados en la muerte de un chico de 14 años

Jueves 03 de agosto de 2017

Cuatro policías bonaerenses quedaron detenidos y fueron desafectados de la fuerza tras ser acusados por el crimen de un adolescente, de 14 años, asesinado el sábado pasado de un balazo en la nuca cuando los efectivos frustraron un robo en Quilmes.

Los oficiales fueron identificados como Maximiliano Aguirre, Cristian Alejos, Lucas Bulllosa y Manuel Argañaraz, quienes fueron imputados por el delito de "homicidio agravado por su condición de policías" en perjuicio del menor Matías Banuera.

Además, los cuatro policías que desempeñaban sus tareas en la Unidad Táctica de Operaciones Inmediata, fueron desafectados de la fuerza por decisión de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad provincial.

Fuentes judiciales y policiales informaron a Télam que el hecho ocurrió en la madrugada del sábado pasado en la localidad de Ezpeleta, partido de Quilmes. En ese momento, un grupo de jóvenes ingresó en el patio de una vivienda e intentó robar una moto que estaba allí estacionada.

Al darse cuenta de la situación, el propietario del rodado le avisó a un vecino policía que festejaba en su casa un cumpleaños con compañeros de su unidad táctica.

Según las fuentes, los cuatro efectivos buscaron a los adolescentes, quienes escaparon al observar que sus perseguidores estaban armados. Sin embargo, los acusados efectuaron varios disparos contra los jóvenes, uno de los cuales recibió un disparo en la nuca que le causó la muerte.

La fiscal Ximena Santoro, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7 del departamento judicial Quilmes, tuvo en cuenta algunos testimonios que rechazaron la posibilidad de que alguno de los adolescentes haya apuntado con un arma de fuego a los oficiales. Y dispuso la aprehensión de los cuatro policías involucrados en el incidente.

Los voceros agregaron que sólo declaró Aguirre, quien se refirió a la situación del intento de robo de la moto del vecino, pero que cuando ellos intervinieron los chicos intentaron agredirlos.

Santoro pidió la conversión de la aprehensión en detención de los efectivos que fue convalidada por el juez de garantías en turno.

Te puede interesar