Qué es Hyperloop, el sistema que busca unir Buenos Aires y Córdoba en 40 minutos

Es una propuesta del grupo empresario Roggio, que planea desarrollar un tren de alta velocidad basado en un prototipo proyectado por el empresario Elon Musk en 2013; varias compañías intentan desarrollar su viabilidad técnica con pistas de prueba

Lunes 07 de agosto de 201709:30

La discancia entre Córdoba y Buenos Aires es de unos 700 kilómetros, un trayecto que en auto se puede recorrer en 7 horas. Sin embargo, el sistema Hyperloop promete reducir el tiempo de viaje a 42 minutos.

Hyperloop es un proyecto de transporte de altísima velocidad, similar a un tren, pero que puede alcanzar una velocidad de 1000 kilómetros por hora, más de tres veces la velocidad máxima del Shinkansen, el tren bala japonés, y más veloz que los experimentales modelos de levitación magnética conocidos como maglev, que pueden alcanzar los 590 kilómetros por hora.

Esta es la tecnología que quiere implementar el Grupo Roggio al participar en una competencia Hyperloop Global Challenge organizado por Hyperloop One, una de las compañías que desarrolla esta tecnología, que aún no está operativa, pero que busca posicionarse como el transporte del futuro con este particular sistema ferroviario de alta velocidad. De esta forma, la Argentina es el único país de la región que fue seleccionada semifinalista de esta competencia con la ruta que une Buenos Aires con Córdoba.

Hyperloop One aclara que no es una competencia de ingeniería, y dijo que el ganador del certamen, además de cumplir los requisitos técnicos, deberá asegurar que el proyecto permita impulsar el crecimiento económico y social de una región.

Un tren dentro de un tubo neumático

La idea del Hyperloop fue propuesta por el empresario tecnológico Elon Musk, el responsable de proyectos como SpaceX y Tesla. El primer borrador, presentado en 2013, describía el sistema de transporte conformado por un vehículo que circula dentro de un tubo de baja presión equipado con una vía eléctrica, en una modalidad muy similar a los sistemas de tubo neumático para el envío de paquetes.

De esta forma, el vehículo puede desplazarse por levitación magnética en un espacio controlado, con menor roce del aire, hasta alcanzar una velocidad máxima teórica de 1000 kilómetros por hora.

Sin embargo, Musk dijo que no tenía interés en desarrollar esta idea y ofreció los bocetos del Hyperloop para que otras empresas lleven adelante el proyecto. Una de ellas es Hyperloop One, la firma involucrada en el proyecto Global Challenge donde participa el Grupo Roggio.

Una prueba de Hyperloop One que alcanzó los 320 kilómetros por hora

La ruta que une San Francisco con Los Angeles fue una de las primeras que se evaluaron para el Hyperloop, mientras que Nueva York y Washington ya cuenta con la autorización verbal de las autoridades para un trazado subterráneo, según Musk.

"Acabo de recibir el acuerdo verbal del gobierno para The Boring Company a fin de construir un Hyperloop subterráneo NY-Fil-Balt-DC. NY-DC en 29 minutos", dijo el multimillonario en su cuenta oficial en Twitter, utilizando las abreviaturas para Nueva York, Filadelfia, Baltimore y Washington, la capital federal.

A comienzos de agosto, Hyperloop One puso a prueba un modelo experimental del tren en el desierto de Nevada, Estados Unidos, que alcanzó los 320 kilómetros por hora, en otra de las pruebas que realizó la compañía para demostrar los avances del prototipo respecto a testeos previos.

La tecnología Hyperloop aún está en una etapa inicial, y aún no cuenta con modelos operativos que hayan transportado pasajeros o una carga operativa real. Sin embargo, los avances que tuvieron diversos prototipos entusiasmaron a Elon Musk.

Los rumores se basan en una cita que fue removida de su página oficial de SpaceX, donde decía que no planeaba crear su propio Hyperloop. Esa cita fue removida y por este motivo se especula que el empresario planea ingresar en esta carrera por crear este particular tren de alta velocidad.

En esta nota:
Ver comentarios
Ir a la nota original