Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Turismo Carretera, la categoría más vieja del mundo: mil kilómetros para festejar ochenta años de velocidad

Este domingo, en el autódromo porteño, hará una de la carreras más especiales de la historia

Viernes 04 de agosto de 2017
0
Foto: Archivo

Los Gálvez, Fangio , Di Palma , Mouras, las cupecitas, las rutas... La mística de Turismo Carretera anda dando vueltas por el autódromo porteño este fin de semana. Ochenta años de automovilismo, euforia, controversias, luto, fanatismo y una porción de la idiosincrasia nacional se resumen en la carrera 1000 Kilómetros de la Ciudad de Buenos Aires, con la cual la categoría más vieja del mundo y la más popular de la Argentina celebrará sus ocho décadas, como octava fecha del campeonato.

El festejo, en rigor, nació en 2016 con la gira "Camino a los 80 Años", que llevó pilotos, autos y la bandera de TC por lugares emblemáticos del país, como Bariloche, Iguazú, el Aconcagua, Malvinas... Hasta la propia Antártida visitó. El festejo culminará mañana con una de las competencias más peculiares de semejante historia, en la catedral del automovilismo nacional y con unas cinco horas de duración.

Desde hace algo más de 30 años no hay una prueba tan larga: en 1986 el Gran Premio cubrió 1400 kilómetros en rutas pampeanas. Ésta no será la primera vez de 1000 kilómetros de TC junto al Riachuelo: los hubo en 1955, como parte de una carrera de autos sport.

Para asegurarse de que mañana el emprolijado -pintura, nuevas butacas- Oscar y Alfredo Gálvez esté lleno pese a su reducida capacidad actual, que estaría en 45.000 o 50.000 personas, la Asociación Corredores Turismo Carretera (ACTC) dispuso que las entradas generales fueran gratuitas, pero recomienda ingresar antes de las 9 de mañana, pues cuando las tribunas estén completas, nadie más pasará. Los accesos al talud valen $ 790, y los de boxes, $ 3500, siempre por los tres días de actividad.

La acción comenzó ayer, con entrenamientos, y continuará hoy, con más prácticas. Por la particularidad de esta fecha no habrá prueba de clasificación: mañana se partirá por ranking, con Guillermo Ortelli (Chevrolet), Matías Rossi (Ford) y Juan Manuel Silva (Ford) adelante. Los ensayos de esta tarde serán a las 14 y a las 16, alternados con las categorías teloneras (TC Pista, Copa Bora, Porsche Callenge y Porsche Cup). Antes, a las 12.50, habrá un desfile de autos campeones, una de las acciones especiales; otra fue la cena de gala de anoche, a la que, llamativamente, no estuvieron invitados muchos de los ex monarcas de TC.

Sí lo está, para la largada, prevista para mañana a las 10.15, el presidente de la nación, Mauricio Macri, que aterrizaría en helicóptero a las 9.15. Y el banderazo de llegada estaría a cargo del ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

Lo que pasará en la pista será bien distinto a lo habitual. Se recorrerá 1004,098 kilómetros -la distancia exacta, unas siete veces la usual- en 178 vueltas al circuito 12, de 5641 metros. Habrá cambios de pilotos: correrán dos o tres por coche, con turnos de al menos 45 minutos cada uno. Se dispondrá de un juego de gomas usado y tres nuevos (compuesto único), que durarían cada uno entre 50 y 55 giros. Y habrá recargas de combustible, con bidones de 40 litros para tanques de 100. Como los motores multiválvula consumirán unos 3 litros o algo más por vuelta, se debería parar por nafta cada unos 30 giros. Además, tan particular será todo que hasta se podrá sustituir el motor en plena carrera, y si un auto se queda podrá ser remolcado a boxes y seguir corriendo.

Existe inquietud por dos temas: cómo resistirán los materiales una exigencia mucho más larga y los costos económicos. Hubo pruebas de frenos y neumáticos en el auto laboratorio de ACTC, pero sólo eso hasta los ensayos de ayer; se estima que no completará la competencia un 50% de los 45 vehículos. A muchos pilotos les es difícil reunir el presupuesto para esta fecha, que para los coches de punta se calcula en cerca de 1.000.000 de pesos, entre 300.000 y 400.000 más que el de una carrera común.

El premio deportivo coyuntural será suculento: 90 puntos para el ganador. Pero todos piensan en más: dejar su nombre en bronce en uno de los hitos de la historia de Turismo Carretera

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas