Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Quién es Javier Grosman, el productor del under que revolucionó la estética del kirchnerismo

Ganó la confianza de Cristina con los festejos del Bicentenario; manejó el Fondo del Bicentenario y creó Tecnópolis; hoy está lejos de Unidad Ciudadana

Viernes 11 de agosto de 2017 • 17:18
0
Grosman fue procesado por Bonadio
Grosman fue procesado por Bonadio. Foto: Archivo

Hasta 2010, para su entorno era simplemente "Vierja". Así lo había bautizado el rock porteño que supo trasnochar en su espacio cultural del Abasto, Babilonia. Pero en 2010, Javier Grosman se graduó con otro título y se convirtió en el arquitecto de la estética y el relato kirchnerista.

Grosman fue el mentor estético y el productor de los festejos del Bicentenario. El despliegue en la 9 de Julio, desde los stands temáticos hasta el cierre triunfal con Fuerza Bruta sobrevolando entre los asistentes, salió de su cabeza. Logró una convocatoria histórica con más de 2 millones de asistentes y le ofrendó a Cristina Kirchner su foto más deseada.

A partir de eso, la ex presidenta dejó en sus manos la puesta en escena del kirchnerismo. Le dio un lugar en el gobierno y un presupuesto abultado. Y lo dejó a cargo de la niña mimada del ex gobierno: Tecnópolis.

Unidad del Bicentenario

Grosman comenzó a reportar directamente al secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli. Con oficina en la Casa Rosada, estuvo detrás de cada detalle en los actos oficiales, desde los recitales en la Plaza de Mayo hasta los pormenores del búnker electoral del Frente para la Victoria.

Se caja fue la llamada "Unidad del Bicentenario" una partida presupuestaria que se inauguró en 2010 pero que se extendió hasta el final del kirchnerismo.

Entre otros, la unidad organizó la conmemoración de la batalla de la Vuelta de Obligado, a orillas del río Paraná. Para ese festejo, por ejemplo, se diseñó una estructura metálica que emulaba las cadenas utilizadas por las fuerzas comandadas por Juan Manuel de Rosas en el siglo XIX.

La década ganada

Grosman llegó a tener 115 empleados y, entre otros eventos, organizó shows para todas las fechas patrias y coordinó los diez años del kirchnerismo. La unidad también estuvo a cargo de la recepción de la Fragata Libertad al puerto de Mar del Plata. Al acto del 9 de enero de 2013 se movilizaron unos 25.000 militantes. La Presidenta fue la única oradora del acto, que cerró con un show de fuegos artificiales.

Pero sin dudas la hija pródiga de Grosman fue Tecnópolis, la feria que combinó ciencia y tecnología para todos los sectores sociales con pinceladas del "relato" kirchnerista en sus stands.

Sus números

En total: la Unidad de Bicentenario ejecutó unos $ 1.085 millones, durante más de cinco años para unos 25 eventos masivos y cinco ediciones de la feria Tecnópolis.

El último evento que Grosman organizó para el gobierno fue el acto de despedida de Cristina Kirchner 9 de diciembre de 2015.

A partir de entonces, volvió a la actividad privada. Su lápiz ya no está detrás de los detalles de la reconversión del kirchnerismo en Unidad Ciudadana. Los coletazos de la ex gestión, sin embargo, hoy le llegan desde Comodoro Py.

cerrar

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas