Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Las personas con hepatitis, sin acceso a un tratamiento gratuito

Piden que se las incluya dentro de los beneficios del 100% de cobertura que ya otorga la ley vigente

Lunes 21 de agosto de 2017
Adrián Venecio tiene 53 años y hepatitis C
Adrián Venecio tiene 53 años y hepatitis C. Foto: Ricardo Pristupluk

Adrián Venecio tiene 53 y hace un año y medio le diagnosticaron hepatitis C, cuando fue a hacerse un análisis de sangre de rutina. Desde entonces, se encuentra en lista de espera, junto a cientos de personas que solicitaron acceder al tratamiento de manera gratuita.

Según la Asociación Argentina para el Estudio de las Enfermedades del Hígado (Aaeeh), en el país hay 400.000 personas que tienen hepatitis C.

Desde el Ministerio de Salud de la Nación, destacan que entre el 75% y el 85% de las personas con este virus desarrollan una infección "crónica" o de por vida que puede provocar problemas graves, incluidos daños al hígado, cirrosis, insuficiencia hepática o cáncer.

¿Cómo se transmite? Fundamentalmente, por el contacto con la sangre de una persona infectada. Además, por vía sexual vaginal, oral o anal sin preservativo (aunque es muy baja la incidencia), y de madre a hijo durante el embarazo o el parto.

Un costo sumamente caro

Si bien no existe una vacuna para prevenirla, como sí hay contra la hepatitis A y B -incluidas en el Calendario Nacional de Vacunación-, existe una medicación de acción directa cuyo tratamiento dura entre 12 y 24 semanas, dependiendo del estadio de la enfermedad.

Sin embargo, el problema radica en el costo: en los Estados Unidos ronda los 84.000 dólares, aunque en otros países se logró bajar considerablemente el precio, como en Brasil, donde cuesta alrededor de 7500 dólares.

"Hoy por hoy no estoy con medicación. No la consigo y además son 200.000 pesos por mes, durante tres meses. ¿Quién lo costea?", se pregunta Adrián. "Lamentablemente, hoy sólo llego a pagar el alquiler a fin de mes."

Gabriela Vidiella, coordinadora del Programa Nacional de Control de las Hepatitis Virales del Ministerio de Salud de la Nación, explica en qué situación se encuentra la distribución de los medicamentos en el país.

"En 2015, se había iniciado una compra de 1200 tratamientos, que se efectivizó en enero de 2016 y se empezó a distribuir en marzo. Esos 1200 que se adquirieron ya fueron adjudicados y se terminaron de distribuir en marzo de 2017. Actualmente, hay una licitación pública en curso, cuya apertura se produjo el 4 de agosto, que contempla la compra de otros 1200 tratamientos", aclara Vidiella. Y agrega: "Además, se generó una compra extra, en julio de este año, de 250 tratamientos que ya está en distribución".

En relación con cuánto cuesta en la Argentina el tratamiento, Vidiella precisa que "sacando un estimativo de la última licitación, aún en curso, al Estado le costaría entre 3000 y 4000 dólares aproximadamente el tratamiento de 12 semanas".

¿Cuál es el criterio para poder acceder a la medicación? "Supuestamente por protocolo, pero la realidad es que, si te toca, te toca. Es una lotería, no la tiene asegurada nadie", denuncia Adrián.

Por su parte, desde el Ministerio de Salud aclaran: "Con los últimos 250 tratamientos se priorizó a los pacientes que no pueden esperar, es decir, a los que tienen el estadio más grave. Aquellos que tienen grados menores y, además, VIH, van a ser provistos con la licitación en curso, lo que no significa que no se les vaya a proveer el tratamiento".

Desde la Fundación Grupo Efecto Positivo (GEP), remarcan que es necesario reconocer a las hepatitis virales dentro de un marco normativo. "No hay una ley de hepatitis. Es importante que el proyecto que hoy se está tratando en Diputados avance", afirma José María di Bello, secretario de la ONG.

En esta nota:
Te puede interesar