Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Harvey toma dimensiones de catástrofe en Texas

Houston quedó bajó el agua y advirtieron que las inundaciones se agravarán; ya hay cinco muertos

La autopista FM 762 en Rosenberg, Texas, cerca de Houston, quedó destruida por el impacto de la tormenta. Foto: AP
Uno de los complejos de departamentos que quedaron destruidos en Rockport, Texas; los agentes de revisaban esta tarde si quedaban personas. Foto: AP
Crystal Hawthorne llama a su padre Charles mientras evacúa su casa en Spring, Texas.. Foto: AP
Muchos usaron sus propios botes para rescatar a los vecinos de Friendswood. Foto: AP
Un soldado de la Guardia Nacional de Texas durante las operaciones de rescate en las áreas inundadas en Houston. Foto: Reuters
Emily Zurawski llora mientras inspecciona su casa en Port Aransas, Texas. Foto: AP
Julius Verret, de 14 años, flota en una calle en Lake Charles. Foto: AP
Vecinos usan sus botes personales para rescatar a Jane Rhodes en Friendswood, Texas. Foto: AP
Andrew White ayuda a una vecina después de rescatarla de su casa en su bote en el barrio River Oaks luego de las inundaciones. Foto: AFP
Voluntarios y oficiales de la patrulla de seguridad vecinal rescatan a los damnificados. Foto: AFP
Lunes 28 de agosto de 2017
0

HOUSTON.- "Este evento no tiene precedentes, sus impactos son desconocidos y van más allá de toda experiencia previa." La advertencia del servicio meteorológico nacional no dejó lugar a dudas ayer: el paso de Harvey por el estado de Texas tomó dimensiones de catástrofe, pese a que se degradó de huracán a tormenta tropical.

Dos katakistas intentas remar contra la corriente en Houston, Texas
Dos katakistas intentas remar contra la corriente en Houston, Texas.

La tormenta, que dejó hasta el momento cinco muertos, afectó especialmente Houston, una de las ciudades más pobladas del país. Helicópteros, botes y vehículos acuáticos recorrieron los vecindarios de la zona para ayudar a la gente a salir de sus casas o del agua turbia, la cual tenía un nivel tan alto que en algunos lugares alcanzó los segundos pisos.

La inundación fue tan extensa que las autoridades tuvieron problemas en identificar las áreas más afectadas. Los rescatistas exhortaron a la gente a trasladarse al nivel más alto de sus hogares para evitar quedar atrapadas en sus áticos y que ondearan hojas o toallas para que atrajeran la atención a su ubicación.

El Centro Nacional de Huracanes informó que se registraron emergencias por inundaciones en partes del sudeste de Texas, entre ellas Houston y sus suburbios. Los dos aeropuertos de la ciudad cancelaron sus vuelos.

El hombre rescató a su vecina con un bote en el barrio de River Oaks, Houston
El hombre rescató a su vecina con un bote en el barrio de River Oaks, Houston.

El alcalde de Houston, Sylvester Turner, dijo que las autoridades han recibido más de 2000 llamadas para pedir ayuda y se tiene previsto que reciban más. Pidió a los conductores mantenerse lejos de los caminos inundados para evitar que el número de personas varadas aumente.

"No necesito decir que ésta es una situación muy seria y que ha sido una tormenta sin precedente", indicó Turner en una conferencia de prensa. "Tenemos cientos de reportes sobre inundaciones y prevemos que el número aumente drásticamente".

Por su parte, el gobernador de Texas, Greg Abbott, dijo que "estas lluvias continuarán, lo que hará que esta tormenta sea mucho peor que Allison", en referencia a la tormenta que devastó el sudeste del estado en junio de 2011, que dejó 50 muertos.

"Tenemos más de 1000 personas asignadas a búsqueda y rescate. Tenemos equipos donde impactó la tormenta en primer lugar y ahora estamos sumando más en Houston, por lo que hay miles [de rescatistas] de todo el estado, además de las agencias locales", añadió.

Los rescatistas tuvieron que darles prioridad a las situaciones que fueran de vida o muerte, dejando familias desplazadas a su suerte. El principal centro de convenciones de la ciudad fue rápidamente abierto como refugio.

Gillis Leho llegó al centro empapada. Dijo que ayer se despertó para encontrar que toda su planta baja estaba inundada. Trató de llevar algunas de sus pertenencias al primer piso y luego agarró a sus nietos.

Algunas personas utilizaron juguetes inflables para la playa, balsas de goma e incluso colchones inflables para atravesar el agua y llegar a salvo. Otros cruzaron el agua junto con algunas bolsas de basura llenas de sus pertenencias y con transportadoras con animales pequeños.

Harvey tocó tierra el viernes, 50 kilómetros al noreste de la localidad de Corpus Christi, como huracán de categoría 4 -el primero en 12 años de esa envergadura- y a lo largo del sábado se fue degradando hasta convertirse en tormenta tropical.

Donald Trump viajará a Texas mañana, anunció ayer la Casa Blanca, después de que el presidente dijo que quería esperar a que las autoridades estuvieran listas luego de que muchas regiones del estado fueron golpeadas por la tormenta Harvey.

"El presidente viajará a Texas el martes. Estamos coordinando la logística con el Estado y con los funcionarios del lugar", dijo la vocera de la Casa Blanca Sarah Sanders.

Agencias AP, AFP y DPA

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas