Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La llama de Darío Benedetto, en la fecha que fueron noticia todos los 9

El Pipa hizo dos goles, maquilló la lesión de Gustavo Bou y fue aplaudido por Tevez; tantos de Ábila y Torres

Lunes 28 de agosto de 2017
0
Una costumbre: el festejo de Benedetto
Una costumbre: el festejo de Benedetto. Foto: LA NACION / Fernando Massobrio

Darío Benedetto empezó el nuevo torneo como había terminado el último: haciendo goles. Fue el máximo artillero del campeón con 21 conquistas en 25 jornadas, y en el comienzo de la defensa del título, anoche en el 3-0 a Olimpo, siguió en la misma sintonía y anotó un doblete. Ilusiona a todos nuevamente, pero sobre todo deja tranquilo a los Mellizos ante la falta de un centro delantero en el banco de suplentes, justo en una fecha en donde fueron noticia todos los 9 xeneizes. ¿Por qué? Walter Bou sigue lesionado, Wanchope Ábila (cuyo pase fue adquirido por Boca, aunque lo cedió a Huracán) debutó con un gol ante Independiente, lo mismo que Marcelo Torres, futbolista surgido de las inferiores xeneizes que se presentó con una anotación en la goleada de Talleres 5-2 a Lanús. Y encima, otro 9 que está en la mira para la Libertadores 2018 (Carlos Tevez) aplaudió desde uno de los palcos a Benedetto.

El Pipa lejos estuvo de convertir un gol destacado estéticamente como muchos de los que supo hacer en la temporada 2016/2017, pero sin dudas sirven de igual manera para dejar en claro que no hay lugar para algún bajón futbolístico. Y también para sentenciar con su firma que no hay espacio para los sustos.

Muchos fanáticos xeneizes no estuvieron de acuerdo con el presidente Daniel Angelici y Guillermo Barros Schelotto cuando tomaron la decisión, por el momento sólo arriesgada, de dar a préstamo tanto a Ramón Wanchope Ábila (Huracán) como al juvenil Marcelo Torres (Talleres), dos delanteros que con la camiseta azul y oro prometen mucho pese a los diferentes parámetros de experiencia. Y se terminaron de agarrar la cabeza cuando Walter Bou, la alternativa que le bastaba al técnico para encarar este semestre, sufrió un desgarro que lo alejará unas tres semanas más. Todos menos el Mellizo, que no se arrepiente de haber dejado ir a aquellos dos nombres porque sigue confiando plenamente en su carta de gol. Que no deja de responder.

"Es el mejor 9 del país en el último año. No hay distancia entre Benedetto y cualquier delantero argentino que juega en Europa; después se verá si juega en la selección", lo elogió ayer el Mellizo.

Los delanteros de Guillermo están en otros equipos, recuperándose de lesiones y hasta observando el partido desde la tribuna. En la actualidad, disponible, hay uno solo: Benedetto, el goleador que le hace ver al Mundo Boca que sus gritos siguen presentes. Y ante ese escenario, no hay nada que temer.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas