Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

¿Qué vas a leer con tu hijo esta noche? Libros para jugar con las palabras, las sombras y los colores

Esta semana seleccionamos cuatro álbumes ilustrados que invitan a hacer juegos con las letras, las formas, las sombras y las texturas. Para los más grandes, el reciente libro de cuentos de Liliana Bodoc, inspirado en las adivinanzas que le proponía su padre en la infancia

Viernes 01 de septiembre de 2017 • 09:30
SEGUIR
LA NACION
0

Para los más chicos

Palabras
Palabras.

Palabras (Catapulta Junior). Ilustrado por Lindsay Sagar y Jo Ryan, y adaptado al español por Florencia Carrizo, este libro de formato cuadrado y tapa dura está pensado y diseñado para chiquitos de dos años en adelante. Barco, gato, perro y flor son las palabras y los elementos que ilustran la portada; las imágenes están estampadas con una textura rugosa al tacto que imita una huella digital, un recurso que vuelve a aparecer en las páginas interiores. Es una invitación para que los chicos toquen las figuras y descubran sus formas. Además, los animales y los objetos están realizados con materiales como botones, hojas de árboles, frutas y telas. Cada doble página presenta un tema general (mascotas, parque, transportes, juguetes, por ejemplo) y al lado aparecen cuatro palabras que pertenecen a cada grupo. Recomendado para: aprender conceptos de manera entretenida.

Abecedario
Abecedario.

Abecedario, de Ruth Kaufman, Raquel Franco y Diego Bianki (Pequeño Editor). Ganador en 2015 del importante premio New Horizont en la Feria del Libro Infantil de Bologna, que se otorga a los libros realizados fuera de Europa y en los países sajones, este álbum ilustrado estimula a los chicos a leer y a descubrir la forma y el sonido de las letras. Traducido al francés, el italiano y el portugués y editado en español en México, Chile, Colombia y desde este mes en España, Abecedario dio lugar a una serie de 29 cortos animados que se estrenó recientemente en Paka Paka y se puede ver por YouTube. Recomendado para: divertirse con las letras.

Engaños, de Ilan Brenman y Guilherme Karsten (V&R). Un libro sin palabras, con imágenes a toda página que presentan un juego de sombras y de apariencias. De un lado, una figura en negro sobre un fondo colorido; del otro, la verdadera figura que proyectó esa sombra. Original y divertido, es un silent book (libro silencioso) que demuestra que las imágenes crean sentido y pueden resultar tan poderosas como las palabras. Recomendado para: jugar con las sombras e imaginar otras.

Para los más grandes

Sucedió en colores, de Liliana Bodoc (Alfaguara). Con ilustraciones en tapa e interiores de Pablo Bernasconi, este libro para chicos ofrece un relato para cada color. "Rojo" narra las peripecias de un pobre diablo enamorado; "Blanco", sobre una familia de esquimales que atesora gran cantidad de cuentos; "Amarillo", protagonizado por el emperador Ye-low que es fanático de las siestas; "Verde", sobre un matrimonio de campesinos que debe salvar sus verduras verdes de una plaga de langostas; "Negro", las peripecias de un deshollinador llamado Bruno. En las palabras finales, Bodoc revela que para escribir estos cuentos de colores se inspiró en las adivinanzas que su padre Pepe recitaba a ella y a sus hermanos en la infancia para hacerlos adivinar el color escondido en cada verso. Recomendado para: los que ya leen solos y los que disfrutan de los cuentos fantásticos.

13 palabras
13 palabras.

13 palabras, de Lemony Snicket y Maira Kalman (Limonero). Una historia construida a partir de 13 palabras. Con traducción de Lilia Mosconi y en capítulos numerados del 1 a al 13, el autor estadounidense presenta un relato delirante en el que va incorporando términos como pájara, alicaída, pastel y perro, entre otras. Un álbum precioso de esos que vale la pena atesorar. Recomendado para: los que disfrutan de los libros desopilantes.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas