Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Romario no duda: "A Lionel Messi y a Cristiano Ronaldo les ganaría el Balón de Oro"

En el Senado de Brasil, Romario se ha hecho con el despacho número 11, la camiseta que llevaba como jugador; en esta entrevista denuncia la corrupción en el fútbol brasileño y analiza el paso de Neymar de Barcelona a PSG

Martes 05 de septiembre de 2017 • 00:01
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Romario, en una extensa entrevista con el diario El País
Romario, en una extensa entrevista con el diario El País. Foto: Diario El País

Por Breiller Pires

En el Senado de Brasil, Romário de Souza Faria (Rio de Janeiro, 51 años) se hizo con el despacho número 11, la camiseta que llevaba como jugador. En esa oficina puede parecer un político más, rigurosamente trajeado y hablando al principio en el lenguaje oficial. Hasta que la conversación entra en terreno futbolístico y aparece el Romario de siempre. Hace unos meses, unas fotos suyas, extremadamente delgado, causaron conmoción en las redes sociales. "Yo mismo quedé sorprendido al ver mi propia imagen. Cuando se trata de Romario, todo alcanza otra proporción y dijeron que tenía sida, cáncer, toda clase de mierdas", recuerda. Lo cierto es que se había sometido a una cirugía experimental para luchar contra la diabetes que le hizo perder 22 kilos. Ahora ha recuperado peso y su aspecto es mucho más saludable.

Acaba de dejar el Partido Socialista Brasileño para ingresar en una formación recién bautizada como Podemos. "Aunque tiene más que ver con el 'Yes we can' de Obama que con el Podemos español", explica. De su trabajo parlamentario lo más llamativo ha sido su labor como ponente de una comisión de investigación sobre la corrupción en el fútbol brasileño. Gran parte de lo descubierto allí lo ha volcado en un libro, Un olho na bola, outro no cartola (Un ojo en la pelota y otro en los directivos) que en breve también se publicará en España.

-Su libro denuncia el crimen organizado en el fútbol brasileño. ¿Cuál ha sido el modus operandi de los dirigentes de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) en los últimos años?

-La investigación de la Comisión Parlamentaria de Investigación del Fútbol ha sacado a la luz muchas cosas que la gente no sabía. Y yo soy una de ellas. La CBF subastó la selección. Analizando los contratos con diversas empresas, llegamos a la conclusión de que los partidos amistosos que la CBF organiza no tienen ningún objetivo técnico ni la intención de mejorar la selección. El único objetivo es ganar dinero, o mejor, hacer que sus dirigentes ganen dinero. Lo peor de todo es que no siempre se convoca a los mejores jugadores. La CBF convoca a quien le conviene. Varios jugadores, después de dos o tres convocatorias, son transferidos al extranjero mediante operaciones millonarias.

Romario, en una extensa entrevista con el diario El País
Romario, en una extensa entrevista con el diario El País. Foto: Archivo

-¿Y los últimos técnicos de la selección lo sabían?

-Eso ya no lo puedo afirmar. Lo que puedo asegurar es que existen contratos con determinadas empresas que obligan a la CBF a convocar a los jugadores con más renombre, que no siempre son los mejores.

-¿En sus tiempos de jugador nunca desconfió de que existieran esas prácticas?

R. Nunca me pasó por la cabeza que existía esa mafia, ese cártel dentro de la CBF.

-En el libro, utiliza la expresión "cueva de ladrones" para referirse a la confederación...

-Ya está más que probado que el actual presidente y los dos últimos expresidentes de la CBF son auténticos ladrones. Son personas que han robado dinero, que han malversado fondos de la entidad y se enriquecieron de manera ilícita. Hay que acabar con esta cueva de ladrones.

-¿El actual presidente de la CBF [Marco Polo Del Nero] ha mentido en su declaración a la comisión de investigación al negar que tiene cuentas bancarias en el exterior?

-Del Nero no solo es un mentiroso, también es un sinvergüenza. Tuvo el descaro de decir lo que dijo ante la comisión parlamentaria. Todo lo que aparece en el libro está probado por medio de la investigación que hicimos. Conseguimos abrir la caja negra de la CBF.

Romario, en una extensa entrevista con el diario El País
Romario, en una extensa entrevista con el diario El País. Foto: Archivo

-¿Hubo algún intento de censurar la publicación del libro?

-Los abogados de la CBF intentaron impedir la publicación del libro en São Paulo, pero perdieron.

-¿Cómo ha repercutido su informe internacionalmente?

-Hace poco, un representante de la embajada española estuvo en mi gabinete para invitarme, de parte del fiscal general español, a que fuera a Madrid a testificar sobre todos los hechos que integran el informe que les envié. Le dije que estaba a su disposición.

-¿Le sorprendieron los arrestos del expresidente del Barcelona, Sandro Rosell, y del presidente de la Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar?

-Sandro Rosell es un ladrón, igual que Ricardo Teixeira [expresidente de la CBF]. Es tan corrupto como el presidente de la CBF y el de la Federación Española de Fútbol.

-La diferencia es que Rosell y Villar están detenidos.

-Todo llegará. Los de aquí todavía no están detenidos, pero lo estarán.

-¿Por qué los dirigentes de la FIFA han sido detenidos en otros países y no en Brasil?

-Las detenciones de dirigentes de todo el mundo han ejercido presión sobre las autoridades brasileñas, que ya se están moviendo e investigando las denuncias que hicimos, cosa que hace un año no sucedía. Espero que detengan en breve a estos hijos de puta.

-¿Cómo ve los escándalos de corrupción que han salpicado al Barcelona, su antiguo club?

-Es una pena saber que el Barcelona aparece en las noticias debido a todos estos problemas. Para mí, el Barcelona es el mayor club del mundo. Les agradezco mucho todo lo que hicieron por mí cuando jugué allí. Los corruptos que empañan la historia de una entidad como el Barcelona, como Sandro Rosell o el presidente de la Federación Española de Fútbol, tienen que ir a la cárcel. El lugar de los corruptos y los ladrones, sean de donde sean, es la prisión.

-¿Cómo ve el fútbol del Barça sin Neymar?

-Hace unos años que no veo mucho fútbol. Pero el Barcelona ha perdido con la marcha de Neymar. En la Liga española, solo dos equipos suelen luchar por el título, el Barcelona y el Real Madrid, aunque a veces entra el Valencia o el Atlético de Madrid. Pero para jugar en la Champions League, el Barcelona tiene que reforzar su plantel y escoger mejor a sus jugadores. De lo contrario, no llegará muy lejos.

Goles de Romario

-¿Cree que ha sido una buena decisión de Neymar cambiar el Barcelona por el PSG?

-Es difícil decirlo. Por lo que he leído y oído, Neymar está feliz en el PSG y espero que lo sea todavía más. No hay nada mejor para un jugador que sentirse feliz en su ambiente de trabajo. Pero creo que le será más difícil ser el mejor jugador del mundo en el PSG que en el Barcelona. Neymar ya ha alcanzado un nivel en el que podría ganar ese premio, pero, después del traspaso, creo que lo tendrá más difícil.

-Usted tomó una decisión parecida al irse del Barcelona, ¿no?

-Solo cambié el Barcelona por el Flamengo para ser más feliz. Dejé el mayor equipo del mundo para jugar en el mayor de América Latina.

-¿No era feliz en el Barça?

-Siempre fui feliz en Barcelona. Pero después del Mundial de 1994, por la manera cómo me recibió la gente al volver a casa con un título mundial después de 24 años, estaba seguro de que sería mucho más feliz en Río de Janeiro. No me arrepiento de haber dejado el Barcelona. Lo haría de nuevo.

-¿Tuvo algún problema con Johan Cruyff?

-No, todo lo contrario. Fue la primera persona con la que hablé cuando decidí marcharme. Definitivamente, no volví a Brasil para ganar más dinero, volví para ganar menos. Lo más importante era mi felicidad. Quería estar cerca de mis hijos, de mis padres. Eso pesó más que el dinero.

-¿No se sentía bien acogido en Barcelona?

-El Barcelona siempre me trató de la mejor forma posible. Solo me fui porque necesitaba volver a mi país y convivir con mi gente. Nunca tuve problemas con Cruyff, los hinchas o los jugadores del club. A los hinchas les agradezco mucho el cariño que me tienen.

-¿Pesó también que extrañara la playa y el carnaval?

-Mi primer año en Barcelona fue bien. Solo empecé a echar de menos Río después del Mundial. Tenía que volver al club en determinada fecha, pero decidí quedarme 20 días más. En aquel momento me di cuenta de que no podía estar lejos de Río. Cuando volví, Cruyff vino a hablar conmigo y pagué una multa por el retraso. Infelizmente, a los jugadores no les gustó lo que había pasado, pero tuvimos una reunión y lo arreglamos. Ellos dijeron lo que pensaban y yo dije lo que pensaba. Y ya está.

-¿Por ese episodio se creó enemigos entre los jugadores del Barça?

-Nunca tuve enemigos en el Barcelona. Con Stoichkov tuve una relación más estrecha. No sé si los otros eran mis amigos, me relacionaba normalmente con todos.

-¿Pep Guardiola ya daba muestras de que se convertiría en un gran entrenador?

-Para ser sincero, nunca me fijé en ese aspecto de Guardiola. Pero, como jugador, demostraba que era muy diferente de otros que jugaban en la misma posición. Era uno de los mejores del mundo.

-¿Y cómo fue tener a Cruyff como entrenador?

-He tenido varios buenos entrenadores. Pero Cruyff era el mejor de todos. El hecho de que hubiera sido uno de los mejores jugadores de la historia facilitaba la convivencia en el vestuario. Todos lo respetaban y él entendía perfectamente las necesidades de los jugadores. Y encima daba ejemplos prácticos en el campo. Cogía la pelota ... pa, pa, pa ... y te mostraba lo que tenías que hacer. Poquísimos entrenadores tienen esa capacidad.

-¿Cree que si jugara ahora podría desbancar a Messi y a Cristiano Ronaldo en la disputa por el Balón de Oro?

-Claro que sí. A pesar de todo el respeto que les tengo a Messi y a Cristiano Ronaldo , les superaría en los remates y en la posición dentro del área. En esos puntos, les llevo bastante ventaja.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas