Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La ruta del adobe: al rescate de un patrimonio frágil

Especialistas árabes y de Egipto vinieron a San Juan para rescatar el valor de esa técnica de construcción

Miércoles 06 de septiembre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0

SAN JUAN-. Un equipo de arquitectos de la península Arábiga y de África recorrió la ruta del adobe sanjuanina, un programa de la Comisión Nacional de Monumentos y Sitios Históricos que tiene el propósito de rescatar el valor patrimonial de esa técnica de construcción, utilizada en varios puntos del país. Durante la visita, los expertos incentivaron a funcionarios, arquitectos e ingenieros a conservar las obras realizadas con tierras utilizadas a nivel mundial, tanto para fabricar humildes ranchos como lujosos palacios en Medio Oriente.

Especialistas y funcionarios, en la emblemática Capilla de Achango
Especialistas y funcionarios, en la emblemática Capilla de Achango.

La Argentina cuenta con unos 1400 monumentos nacionales, unos 100 están hechos de adobe y se ubican en las provincias andinas, desde Jujuy hasta Mendoza, en su mayoría. Sin embargo, gran parte de estas obras sufrió el abandono por parte de los gobiernos locales y nacionales. La utilización de adobe, aún vigente, está muchas veces asociada a prejuicios como la pobreza. Además, es ilegal en varias regiones argentinas, en particular las que tienen movimientos sísmicos, tal como sucede con San Juan.

La prohibición de construir en adobe, un material ecológico y resistente, pone en riesgo el valioso patrimonio nacional, explicaron los especialistas oriundos de Mali, Argelia, Arabia Saudita y Yemen. Para derribar éstos y otros mitos estudiaron iglesias, casas, molinos y corrales de tierra ubicados en el norte de San Juan. Luego explicaron cómo lograron construir edificios de ocho pisos e incluso levantar ciudades enteras.

El recorrido comenzó por el Templo de Jáchal, a unos 200 kilómetros al norte de la capital de esa provincia cuyana. Se trata de una iglesia de adobe de 1785, reconstruida un siglo después, muy valorada por los pobladores de la región y numerosos peregrinos. Sin embargo, tanto la iglesia como numerosas viviendas del pueblo que lleva su nombre nunca fueron debidamente conservadas, con el argumento de que no son construcciones antisísmicas y no cumplen con los reglamentos de edificación provinciales. El templo es un Monumento Histórico Nacional, pero en el año 2011 se cerró por peligro de derrumbe; esto imposibilitó las celebraciones a las que acudían más de dos mil personas. "Preservar el adobe es preservar el patrimonio de la humanidad", señaló el doctor Hisham Mortada, de King Abdulaziz University, Arabia Saudita. "Queremos que todas las obras de adobe de la Argentina se restauren, tal como sucedió en mi país", agregó. En ese sentido, instó a la Comisión Nacional de Museos y Sitios Históricos, con quienes se realizó el recorrido, a proponer que algunas obras en adobe sean declaradas Patrimonio Mundial de la Humanidad. Entre ellas, un conjunto de molinos del norte de la provincia, como el Molino García, de 1870, actualmente en funcionamiento y en manos de los descendientes de sus originales dueños.

La delegación árabe luego se detuvo en la Capilla de Achango, construida por los jesuitas en 1655. Fue refaccionada en 1787. También es otro Monumentos Histórico Nacional, está ubicada sobre una loma, rodeada de un caserío y un cementerio, un conjunto de adobe sin la preservación adecuada, a pesar de que los descendientes de los propietarios originales intentan repararla. Sus paredes tienen casi un metro de espesor y su interior conserva alfombras originales y una estatua de la Virgen del Carmen traída desde Cuzco.

La visita concluyó en un sitio arqueológico, el Yacimiento de Angualasto, a unos 1600 metros sobre el nivel del mar, donde existió una aldea en la que habitada por la cultura Angualasto.

"En Mali, logramos reconstruir diversos monumentos de la ciudad de Timbuktu, que había sido destruida por grupos extremistas, gracias al trabajo de los propios habitantes. Con sus manos fueron adhiriendo a las paredes de la mezquita bolas de adobe para levantarla. Hoy, es Patrimonio Mundial de la Humanidad", dijo el arquitecto Ali Ould Sidi, de la República de Mali, durante el Seminario Internacional "Adobe Histórico. Preservación, técnicas y normativas", realizado en San Juan y del cual participaron además especialistas de las provincias argentinas con este tipo de patrimonio y expertos de Perú y Chile.

Entre los extranjeros también se destacó la participación de Abdalla Al Sudari, gobernador de Al Gath, miembro de la familia real saudita. También participó Ali Obaid Salem Ba Saad, de la República de Yemen.

Este encuentro, que concluye hoy con una disertación de los extranjeros en la Legislatura porteña, es el primero en su tipo lanzado por la Comisión Nacional de Monumentos, que preside Teresa Anchorena. "La preservación del patrimonio de adobe presenta desafíos para responder a diversos preconceptos, especialmente su fragilidad y fácil deterioro por fenómenos naturales como inundaciones y sismos. Se hace necesario encarar su revalorización y conservación", remarcó Anchorena.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas