Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Rugby Championship: El aprendizaje fue claro, la intensidad no debe claudicar

"Volvieron a demostrar por qué son los mejores del mundo", analizó Hourcade; eso sí: todos resaltaron el valor anímico de la tarea

Domingo 10 de septiembre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Los Pumas presencian el haka
Los Pumas presencian el haka. Foto: Reuters

NUEVA PLYMOUTH, Nueva Zelanda.- En uno de los vestuarios del Yarrow Stadium las sensaciones de los Pumas fueron ambiguas. Por un lado, quedó latente la cercanía en el resultado hasta los 20 minutos del segundo tiempo que les permitió soñar con lo que se vislumbra imposible. Por el otro, un nuevo aprendizaje: contra los All Blacks será imposible celebrar por primera vez en la historia si no se juega focalizado los ochenta minutos.

La mayoría de los protagonistas argentinos coincidió en su análisis: volvieron a quedar expuestos en los minutos finales porque no lograron administrar la energía ante una súper potencia del rugby. Con esto, el recorrido de ochenta minutos termina siendo asfixiante. Es más: los hombres de negro revirtieron el marcador aún con un jugador menos por la amonestación de una de sus estrellas, Beauden Barrett. "Ellos tienen esa capacidad individual y colectiva de no perder nunca la pelota en los minutos finales. Ahí vuelven a demostrar por qué son los mejores del mundo. No estamos contentos con la derrota pero necesitábamos levantar en lo anímico por el momento que venimos atravesando. Y eso se logró", remarcó Daniel Hourcade.

El elenco argentino resaltó el mérito de los neozelandeses en la tenencia del balón con una capacidad de posesión individual y colectiva brillante. "Metimos buena presión a raíz de las patadas. Pero ellos son el mejor equipo del mundo y cuando cometés un error te lo hacen pagar. Se les abrió el partido en los últimos 20 minutos. Los All Blacks mantienen la intensidad todo el encuentro y nosotros bajamos en ese aspecto por el desgaste. Y cuando se largan a jugar te muestran la calidad de los jugadores que tienen", destacó Benjamín Macome. "En la próxima semana, en Australia, tendremos que analizar los últimos 15 minutos para que no vuelva a pasar lo que pasó", añadió Matías Moroni.

El staff argentino comandado por Hourcade les había solicitado a sus dirigidos una buena utilización del pie en un terreno que -de antemano- sabían dificultoso por las lluvias. En buena parte del encuentro lo cumplieron. "Es difícil no cometer errores con los All Blacks y, cuando los tenés, ellos te leen muy bien el momento", indicó Joaquín Tuculet.

La paridad del primer tiempo también fue elogiada por los All Blacks: "Nos sorprendieron y nos obligaron a focalizarnos mejor para revertir el resultado", aseguró a la nacion el centro Sonny Bill Williams.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas