Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Remediación ambiental: transformaron una mina de uranio en una plaza en Mendoza

En la comuna de Malargüe hay una nueva plaza sin precedentes en América latina: se trata de la primera obra de transformación de una mina de uranio en un parque público

Jueves 14 de septiembre de 2017 • 21:00
SEGUIR
PARA LA NACION
0

Después de décadas de espera, la remediación ambiental es un hecho en Mendoza. En la comuna de Malargüe, en el sur provincial, hay una nueva plaza que no tiene precedentes en la región: se trata de la primera obra de transformación de una mina de uranio en un parque público en América latina.

De esta manera, la Comisión de Energía Atómica (CNEA) y la Municipalidad de Malargüe inaugurarán este viernes el "Parque El Mirador", que abarca 7 hectáreas, la primera obra de remediación ambiental de la minería de uranio en Argentina y América Latina, lo que representa un ejemplo de "minería responsable", de acuerdo a las "buenas prácticas" nacionales e internacionales que la CNEA lleva adelante según lo dicta la Ley N° 25.018 de Régimen de Gestión de Residuos Radiactivos, para garantizar la protección del ambiente y de la comunidad.

Los trabajos para concretar esta experiencia inédita comenzaron hace 5 años, con un crédito de 30 millones de dólares otorgado por el Banco Mundial, a través del Proyecto de Restitución Ambiental de la Minería del Uranio (PRAMU).

El caso se remonta a un pasado polémico, por lo que dejó la actividad en la zona y los reclamos por la necesidad de reparar lo que quedó. Se trata de la actividad que se desarrolló en el ex Complejo Fabril Malargue donde se procesó uranio entre 1954 y 1986 proveniente de las minas Huemul y Sierra Pintada, en esos mismos años. Fue la primera planta de estas características en el país y produjo 752 toneladas de uranio, en forma de pasta llamada torta amarilla o yellow cake, materia prima para el combustible usado en los reactores de potencia e investigación.

"Es el primer proyecto que se concreta en la región de este tipo y es uno de los proyectos de mejor cumplimiento en el marco de los programas financiados por el Banco Mundial. Es decir, demuestra la responsabilidad del estado cumpliendo con su rol establecido por ley de promover actividades productivas, asegurando la preservación ambiental", expresó a LA NACION, Facundo Deluchi, Director Nacional de Políticas Nucleares.

Según explicaron desde el organismo nacional, la comuna se encargará de la administración del parque como "área verde" dentro del "Plan Estratégico para Malargue al 2020". El espacio tiene un a´rea destinada a actividades deportivas con una bicisenda (1.510 metros), un sendero aeróbico (2.120 metros) y otro peatonal para personas con discapacidad visual (1930 metros) y un playón deportivo de usos múltiples. También cuenta con sectores de pérgolas con áreas sociales, juegos infantiles, un anfiteatro y sanitarios.

Con presencia en Mendoza, Córdoba, San Luis, La Rioja, Salta y Chubut, el PRAMU realiza una amplia caracterización y control ambiental. Además, efectúa la ingeniería de remediación de los pasivos ambientales de acuerdo a las características de cada sitio.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas