Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Terremoto en México: "Estoy consternada, es la misma pesadilla que en 1985"

Al empezar a sentirse el movimiento del sismo, la gente salió corriendo de los edificios; testimonios de ciudadanos damnificados en Ciudad de México

Martes 19 de septiembre de 2017 • 17:24
Varios edificios colapsaron en Ciudad de México
Varios edificios colapsaron en Ciudad de México. Foto: AFP

CIUDAD DE MÉXICO (AFP).- Para muchos mexicanos se trató de un déjà vu. A 32 años del peor terremoto que sacudió al país ayer la tierra tembló de nuevo y causó escenas de pánico y destrucción en la capital.

Al empezar a sentirse el movimiento la gente comenzó a salir corriendo de los edificios en el Paseo de la Reforma, una de las principales avenidas de la ciudad. En las calles había gente abrazada y llorando, el tráfico se detuvo por completo y nubes de polvo generadas por el derrumbe de algunos edificios opacaban la visibilidad.

"Estoy consternada, no puedo contener el llanto. Es la misma pesadilla que en 1985", dijo entre lágrimas Georgina Sánchez, de 52 años, en una plaza de Ciudad de México. El temblor, que por el momento dejó siete muertos, tuvo una magnitud de 7,1° en la escala de Richter y el epicentro se ubicó a cinco kilómetros al noreste de la localidad de Raboso, en el estado de Puebla.

"¡No fumen! ¡Hay fugas de gas!", gritaban los socorristas mientras corrían por las calles en el sector de Roma Norte. La advertencia es para evitar estallidos en medio de estructuras colapsadas.

En la plaza Cibeles, chicos con crisis de pánico fueron desalojados de su escuela, mientras padres angustiados los buscaban entre la muchedumbre.

Las imágenes daban cuenta de derrumbes en zonas de las colonias Condesa y Roma y al menos un edificio se desplomó en la Zona Rosa. También se observaron daños en el Aeropuerto Internacional Benito Juárez, donde el suelo se agrietó severamente.

Edith López, vendedora en un mercado, de 25 años, dijo que estaba en un taxi cuando se produjo el temblor y contó que observó cómo se rompían las ventanas de algunos edificios. De inmediato trató de localizar a sus hijos, que había dejado encargados a su madre.

"Estaba caminando por [la calle] Colima y las ventanas empezaron a moverse. Vi a la gente correr, empezaron a gritar. Estuvo muy feo. No me quería acercar a ningún árbol. Me tuve que tirar al suelo", dijo Leiza Visaj Herrera, de 27 años.

"Estuvo bastante fuerte. Los edificios empezaron a moverse. La gente está muy nerviosa. Vi a una señora que se desmayó", relató Alfredo Aguilar, de 43 años.

Te puede interesar

Debido a la veda electoral estas notas estarán cerradas a comentarios hasta el domingo a las 18hs. Muchas gracias.