Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La Corte deberá decidir qué índice usa la Justicia para aumentar las jubilaciones

Se habilitó un recurso extraordinario en un reclamo hecho por la Anses, para que los jueces usen la misma variable de actualización prevista en el plan de reparación histórica; ese pedido haría que muchos ingresos suban menos por los fallos que hasta ahora

Martes 19 de septiembre de 2017 • 18:22
SEGUIR
LA NACION
0
La situación de cada jubilado depende de la fecha de su retiro.
La situación de cada jubilado depende de la fecha de su retiro.. Foto: Archivo / Shutterstock

La Corte Suprema de Justicia tiene en sus manos la decisión de un tema fundamental en el caso de los aumentos de haberes jubilatorios ordenados por sentencias judiciales. Se trata de dar definición a cuál será el índice utilizado para el cálculo de los reajustes.

En julio último, la Anses había comenzado a presentar recursos extraordinarios ante la justicia previsional, para que se la habilitara a pedirle a la Corte un aval al índice con el que se recalculan los ingresos previsionales en el plan de reparación histórica, aprobado por la ley 27.260. La novedad de estos días es que la sala II de la Cámara Federal de la Seguridad Social decidió conceder ese recurso extraordinario, con lo cual ahora el tema quedó elevado al tribunal supremo.

Esa misma sala, con la firma de los jueces Luis Herrero y Nora Dorado, había resuelto rechazar los pedidos del Gobierno respecto de que, en los fallos favorables a los jubilados se reemplazara el índice de actualización utilizado hasta ahora, por el que la ley dispuso para la reparación histórica, que es un plan en el cual la Anses hace propuestas de pago que los jubilados pueden aceptar o rechazar, ésto último, en caso de querer iniciar una demanda o continuar con un juicio que ya esté en trámite.

En la gran mayoría de los casos, los jubilados consiguen incrementos mayores con el índice dispuesto por la Justicia. Así, en caso de fallar en forma diferente a los camaristas, ahora la Corte podría resolver que muchos haberes aumenten menos en comparación con lo que venía estableciendo la Justicia. Más allá de ese eventual efecto, una consecuencia directa de estas apelaciones del Gobierno es una mayor demora en los juicios, ya que están llegando a la Corte Suprema expedientes que antes no eran derivados a esa instancia.

Foto: Archivo

La causa por la que se habilitó el recurso extraordinario es la del jubilado Carmelo Di Mario, pero en los próximos días irán otros expedientes. El de Di Mario es un caso con una particularidad: según argumentó la Anses, su jubilación sería un 14% superior si se aceptaran los índices del plan de reparación histórica (lo cual no ocurre para muchas de las personas incluidas en ese programa de recomposición de haberes).

La situación de cada jubilado depende de la fecha de su retiro. Para calcular los haberes de inicio, se considera el promedio de las últimas 120 remuneraciones y esos números requieren, lógicamente, una actualización, sobre todo en un contexto inflacionario. Entonces, la legislación previó, para calcular los haberes según la reparación histórica, el uso de dos indicadores: para los salarios previos a abril de 1995, el Índice de Nivel General de Remuneraciones (INGR) y para las remuneraciones de fechas posteriores, la Remuneración Promedio Imponible de los Trabajadores Estables (Ripte).

Las sentencias judiciales, en cambio, disponen ajustar según la evolución del Índice de Salarios Básicos de la Industria y la Construcción (Isbic), una variable que, según los argumentos de la Anses, tuvo mayor volatilidad y genera "distorsión e inequidad".

Entre los fundamentos de los jueces camaristas para conceder el recurso extraordinario y permitir que el tema llegue a la Corte, se menciona que "se encuentran en juego la interpretación y alcance de normas a las que se han atribuido el carácter federal, como derechos expresamente protegidos por la Constitución Nacional".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas