Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Clasificarse al Mundial, una cuestión de Estado que tiene a Perú en ebullición

El hermetismo de un plantel que llegará a Buenos Aires sólo 24 horas antes del partido

Domingo 01 de octubre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Foto: Archivo

El entusiasmo de los hinchas de la selección peruana por las oportunidades de clasificar al Mundial , insospechado hace un puñado de meses, no tiene límites. No por nada una frase se ha hecho recurrente en los integrantes del plantel rojiblanco: "Ante la Argentina será el partido de nuestras vidas". En Lima, el cruce del próximo jueves cobró las dimensiones de una "cuestión de Estado" y empezó a jugarse 10 días antes de la fecha pautada para el encuentro en la Bombonera. Bajo un hermetismo absoluto y descartando la posibilidad de arribar a Buenos Aires con varios días de antelación, hoy se cumple una semana desde que Ricardo Gareca dispuso el comienzo de los trabajos.

En los entrenamientos en la Villa Deportiva Nacional poco se pudo ver y se extremaron las medidas de seguridad debido a los rumores sobre un posible espionaje argentino. A lo largo de todas estas jornadas se observaron agentes de seguridad con binoculares en los techos de las viviendas linderas al predio, para evitar que desconocidos tomen apuntes de los trabajos de Gareca.

En Perú , el cuerpo técnico había barajado la alternativa de viajar algunos días antes a la Argentina para que se vayan habituando al ambiente. Gareca y sus colaboradores tuvieron en mente el Sofitel de Cardales y la Villa Olímpica de Vélez. Con el correr de los días, justamente el clima de tensión que vive la Argentina por la incertidumbre acerca de la clasificación echó por tierra el plan original de los peruanos. Así, optaron por la tranquilidad del predio en Lima y arribarán a Buenos Aires recién el miércoles. De esta manera respetaron la metodología que viene utilizando Perú: llegar al país de destino 24 horas antes del partido. La principal preocupación de Gareca pasa por la presencia de Jefferson Farfán aunque ayer informaron que la Foca sólo tiene una "fatiga en la pierna izquierda".

Es tal la importancia de lo que se avecina para un país que no disputa una fase final de un Mundial desde 1982 que durante el último fin de semana los equipos locales con futbolistas involucrados en la doble fecha de Eliminatorias pudieron postergar sus encuentros: Comerciantes Unidos frente a Universitario de Deportes y UTC contra Alianza Lima. Y desde la capital peruana le solicitaron a Flamengo que Paolo Guerrero y Miguel Trauco no disputen el encuentro de hoy ante Ponte Preta por la Serie A de Brasil. Así, tuvieron a dos piezas clave a las órdenes de Gareca desde el último sábado. El sueño mundialista de Perú conoce de esfuerzos y un trabajo previo inusitado.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas