Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Una marcha renovó el reclamo por la aparición de Maldonado

En el escenario montado en la Plaza de Mayo, los únicos oradores fueron los familiares; criticaron con duros términos al Gobierno y pidieron la renuncia de Patricia Bullrich

Lunes 02 de octubre de 2017
SEGUIR
PARA LA NACION
0
Sobre el escenario, Sergio, hermano mayor de Santiago, leyó una carta
Sobre el escenario, Sergio, hermano mayor de Santiago, leyó una carta. Foto: LA NACION / Fabián Marelli

El cielo amenazaba con quebrarse de un momento a otro. Pero a pesar del clima la Plaza de Mayo se cubrió ayer de manifestantes que, a dos meses de su desaparición, reclamaron por Santiago Maldonado.

La convocatoria fue numerosa. Según los organizadores, asistieron cerca de 100.000 personas, aunque fuentes oficiales bajaron el número a 15.000 asistentes. Entre las banderas de varios partidos políticos de izquierda, como el PTS, MST y el Partido Obrero, algunas ligadas al kirchnerismo y a organizaciones sociales, también se entremezclaron los reclamos por la libertad de Milagro Sala e incluso por la independencia de Cataluña.

De espaldas a la Casa Rosada se montó un escenario en donde los únicos oradores de la jornada fueron los familiares de Maldonado. Así, sus dos hermanos, Sergio y Germán, y sus cuñadas leyeron sendos discursos. La madre de Maldonado, Stella Maris Peloso, también estuvo, pero no habló y se retiró rápidamente del lugar. El denominador común de los mensaje fue una fuerte crítica hacia el Gobierno y hacia los medios de comunicación.

"A todos los políticos que se llenan la boca diciendo que la familia Maldonado está politizando la desaparición les digo zánganos del Estado y parásitos del proletariado. La causa está politizada desde que la Gendarmería se llevó a mi hermano", disparó Germán Maldonado, entre aplausos y abucheos a las fuerzas policiales. Envalentonado, Maldonado luego pidió la renuncia de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, iniciativa que fue fuertemente celebrada en toda la plaza. "Bullrich, dijiste en el Senado hace un par de semanas que la fácil era tirar dos gendarmes por la ventana, ahora, aparte de tirar dos gendarmes por la ventana, van a tener que tirar un par de escuadrones por la ventana. Inclusive, deberías tirarte vos también, así le hacés un favor a la sociedad, por encubrir asesinos", enfatizó.

Después de Germán tomó la palabra Andrea, cuñada de Santiago, y luego fue le turno de Sergio, el hermano mayor y quien suele representar a la familia. Su discurso fue una carta dirigida a su hermano, en donde destacó el compromiso del joven con diversas causas y renovó la voluntad de encontrarlo.

Manifestantes encapuchados ayer en El Bolsón
Manifestantes encapuchados ayer en El Bolsón. Foto: LA NACION / Hernán Zenteno

"Santiago, te estoy buscando, te sigo y te seguiré buscando. Es difícil encontrarte cuando hay ministros, jueces y fiscales que sólo cuidan sus intereses." Sergio cerró su carta con una pregunta dirigida directamente al Presidente. "Quiero preguntarles a Macri y a todos sus ministros: ¿dónde está Santiago Maldonado?"

Al terminar su discurso, y en conversación con la prensa, Sergio aseguró que la llegada del nuevo juez, Gustavo Lleral, trae esperanza a la familia: "Tenemos mucha emoción y esperanza. Con el nuevo juez vemos un camino que antes no veíamos".

Sobre la tarima también estuvieron las Madres de Plaza de Mayo, el premio Nobel Adolfo Pérez Esquivel y Rubén López, el hijo de Jorge Julio López, desaparecido en 2006.

El acto transcurrió con tranquilidad, sólo alterada por unas corridas en la desconcentración e intentos de disturbios, que fueron neutralizados por los propios manifestantes.

Desde el Gobierno, la única referencia oficial al caso ayer la hizo el ministro del Interior, Rogelio Frigerio. Antes de la marcha, en un acto en Bahía Blanca, el funcionario aseguró: "Estamos haciendo todo el esfuerzo para ayudar a la Justicia a que pueda encontrar a Maldonado, que se pueda saber qué ocurrió realmente". Además, enfatizó que "desde el primer momento el Gobierno está presente con las fuerzas de seguridad, en el lugar del hecho, a disposición de la Justicia".

La investigación, en pausa

Luego de varias hipótesis que se barajaron y descartaron y diversos procedimientos judiciales, la causa del habeas corpus está ahora en pausa. Es que el juez Guido Otranto fue apartado de la investigación y el viernes pasado el magistrado Gustavo Lleral tomó su lugar. Lleral está ahora interiorizándose del caso -el expediente tiene 2600 fojas- y mañana se reunirá con los familiares, con quienes ya se comunicó vía telefónica. Por el momento, no tomó ninguna medida.

En los últimos días, el juez y su equipo se dedicaron a estudiar el expediente y a analizar las diferentes hipótesis durante jornadas de 14 horas de trabajo.

Por otra parte se mueve la causa caratulada como desaparición forzada, que investiga la eventual responsabilidad de los gendarmes que participaron en el operativo de desalojo del 1º de agosto. Está en manos de la fiscal Silvina Ávila, quien está respaldada por la procuradora Alejandra Gils Carbó.

Se espera el resultado de nuevos peritajes: el más importante es el que busca trazar la trayectoria que siguieron las camionetas de la Gendarmería que participaron del operativo en la protesta mapuche en la ruta 40.

Por el momento, el juez Lleral no piensa unificar las dos causas sobre Maldonado.

cerrar

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas