Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

La UE, contra el plebiscito y la violencia

Después de manterse callada, reiteró su apoyo al "orden institucional" y llamó a las partes al diálogo

Martes 03 de octubre de 2017
0

PARÍS.- Fue un ejercicio de equilibrista. Después de un silencio "atronador" durante el fin de semana, la Unión Europea (UE) afirmó que el referéndum catalán "no fue legal" y reiteró su apoyo "al orden institucional" en España, pero también lanzó un llamado al jefe del gobierno de Madrid y a los independentistas catalanes a "pasar rápidamente de la confrontación al diálogo". También denunció -en términos genéricos- el uso de la violencia.

"La Comisión cree que son tiempos para la unidad y estabilidad, no para la división y la fragmentación. Llamamos a todos los actores a pasar de la confrontación al diálogo", declaró el vocero de la Comisión Europea (CE), Margaritis Schinas. Y agregó: "La violencia nunca puede ser un instrumento en política". También reconoció que el presidente de la CE, Jean-Claude Juncker, estuvo en contacto directo con el presidente del gobierno español, Mariano Rajoy, durante todo el fin de semana.

Schinas agregó que "bajo la Constitución española, el voto de Cataluña no fue legal". "Para la CE, como lo ha dicho varias veces Jean-Claude Juncker, éste es un asunto interno de España, que debe ser manejado respetando el orden constitucional del país", precisó.

En otras palabras, aunque condenó "el uso de la violencia" -sin denunciar a sus autores-, la Unión Europea no modificó su posición.

Así lo probó la reacción del presidente francés, Emmanuel Macron, quien aportó su apoyo a Mariano Rajoy durante una conversación telefónica, donde declaró "su apego a la unidad constitucional de España", evitando cuidadosamente pronunciarse sobre la violencia policial. La misma posición expresaron los gobiernos de Holanda, Italia y Alemania, que dieron su apoyo al gobierno español.

El más contundente de todos fue el primer ministro holandés, Mark Rutte, para quien el gobierno español está "en su derecho" de llevar a cabo las acciones en contra del referéndum ilegal de independencia en Cataluña, añadiendo, no obstante, que "es necesario el diálogo entre todas las partes".

En Alemania, el vocero de la canciller, Angela Merkel, expresó su esperanza de que la situación se calme con rapidez "sobre la base del Estado de Derecho y el diálogo, y, por supuesto, en el marco de la Constitución española".

El primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, dijo que Italia estará siempre cerca de España "en el respeto total de las leyes, del Estado de Derecho y de la Constitución española". "Europa sólo puede hacer dos cosas: reconocerse en la Constitución y las reglas fundamentales del Estado de Derecho de España y fomentar diálogo y la búsqueda de soluciones políticas".

Por su parte, la Comisión Europea recordó el principio que rige toda eventual salida de un territorio perteneciente a un Estado miembro: "Reiteramos la posición legal que sostiene esta Comisión y también sus predecesoras: si se organizara un referéndum dentro del respeto de la Constitución, el territorio saliente igual quedaría fuera de la Unión Europea".

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas