Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Lugones negó una brutal represión, los Rojos se autoconvocan

La Aprevide reconoce el hecho y analiza quién ordenó quitar la bandera de la tribuna

Martes 03 de octubre de 2017
0
Foto: FotoBAIRES

En la cancha, Independiente ganaba 1-0. En la tribuna, una bandera con la leyenda Basta de AFAnarnos, que exhibieron los simpatizantes de los Rojos, desencadenó un enfrentamiento entre los hinchas y la policía. El incidente se inició en el estadio, a falta de un minuto para la finalización del partido de anteayer, con Vélez, por la 5ta fecha de la Superliga, y recrudeció en las adyacencias. El secretario de la Agencia de Prevención de la Violencia en el Deporte (Aprevide), Juan Manuel Lugones, negó que la fuerza de seguridad ejecutó una brutal represión, consideró que los lesionados son policías y que analizarán si existió una "mala praxis policial". La situación disgustó a los dirigentes del club, mientras que los socios se autoconvocarán mañana, a las 19, en la sede, para manifestarse contra el maltrato que sufrió el público en los últimos encuentros.

"No estaba en la cancha cuando sucedieron los incidentes. Vi el primer tiempo y luego tuve que irme al estadio de Tigre. Es bueno ver toda la secuencia, no imágenes parciales. No hubo una brutal represión, brutal represión es otra cosa. Entró un grupo de policías, sacó la bandera y sin agredir a nadie. Luego, bajó un grupo de gente que agredió a la policía. Nosotros debemos evaluar si estuvo bien o no ingresar y quién dio la orden. Los incidentes sucedieron al terminar el partido. Nosotros vamos a evaluar la situación de la policía, si es que se excedió o si estuvo mal en ingresar. Se buscará, en caso de que haya sido una mala conducta, quien fue el responsable", argumentó Lugones, en charla con radio La Red.

Desde el ministerio de Seguridad de la Provincia deslizaron que el árbitro del partido Facundo Tello fue quien le solicitó a las autoridades de Independiente retirar la bandera, de lo contrario el partido no continuaría. También, que están al tanto del accionar desmedido de algunos efectivos policiales, por lo que intervendrá Asuntos Internos. Una vez que se identifique a los miembros de las fuerzas de seguridad provinciales, de ser necesario, se elevarán los correspondientes sumarios.

Las imágenes que se hicieron virales en las redes sociales enseñan a un minúsculo grupo de hinchas agredir a los policías después de retirar la bandera y un durísimo enfrentamiento fuera del estadio, con represión con disparos de bala de goma de los uniformados y la respuesta, con pedradas, de los simpatizantes.

El antecedente más reciente con los hinchas de los Rojos fue la detención de 120 integrantes de la barra brava, tras el partido con Atlético Tucumán, por la Copa Sudamericana. "Vamos a corregir lo que se hizo mal para que los hinchas puedan ir a la cancha. Entiendo a los simpatizantes agredidos, pero no a los que tiraron piedras. Esos son delincuentes", comentó Lugones.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas