Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Argentina-Perú, eliminatorias. La AFA ya ganó: 40 millones de pesos con la selección en la Bombonera

Proyecta recaudar alrededor de 65 millones de pesos y tendrá gastos por 25 millones; es casi un 30 por ciento de incremento respecto del último partido en el Monumental

Jueves 05 de octubre de 2017 • 19:04
0
La eliminatoria se mudó a la Bombonera y dejó millonarias ganancias
La eliminatoria se mudó a la Bombonera y dejó millonarias ganancias. Foto: LA NACION / Santiago Filipuzzi

Si bien la mudanza del Monumental a la Bombonera se hizo para priorizar el aspecto deportivo, el partido con Perú por la penúltima fecha de las eliminatorias le dejará a la AFA una ganancia estimada en $40 millones. La cifra implica un aumento del 27 por ciento en relación con el último encuentro disputado en el estadio de Núñez frente a Venezuela, cuando ni siquiera se vendieron todas las localidades. Aún así, la AFA tuvo un resultado positivo de 31,5 millones de pesos.

"Los gastos de seguridad y otras cuestiones que tienen que ver con la trascendencia del partido hacen que el encuentro con Perú tenga más gastos que el partido con Venezuela", informan en la AFA. Sin embargo, el desbalanceo se compensa con la venta de entradas populares (más caras que en el Monumental) y, sobre todo, de plateas."La recaudación termina siendo más alta que en Núñez porque, pese a que salieron a la venta 11 mil entradas menos que en el Monumental, las plateas se vendieron muy bien. Eso hace que ganemos más en la Bombonera", explican desde las oficinas de la calle Viamonte.

En total, la AFA estima en $65 millones la facturación total del partido contra los peruanos, a los cuales hay que restarle cerca de $25 millones en gastos de organización (seguridad, por ejemplo). Jugar en la Bombonera implicó rediseñar toda la logística, que ya estaba aceitada en el Monumental. Ese es un costo que no se traduce en las planillas, pero que implicó un cambio en relación con las costumbres de los últimos años.

De todas maneras, en la AFA saben que no podrán repetir la escala de precios que pusieron para el encuentro con Perú. Se trata del último partido en casa del actual ciclo eliminatorio, con el equipo sin la clasificación confirmada y al borde del abismo. Toda la campaña de los últimos días ayudó a que las entradas duraran un suspiro y que los tickets, pese a sus valores casi prohibitivos ($550 una popular) se agotaran en tiempo récord. Mudar la sede de una punta a la otra de la Capital fue una decisión del presidente de la AFA, Claudio Tapia, y pudo tomarla porque unos meses atrás había informado a la Conmebol que se reservaba el derecho de celebrar los partidos internacionales en cualquier estadio de la Capital Federal habilitado para esta clase de eventos. El encuentro por el Superclásico de las Américas que se jugó en noviembre de 2012 con Brasil hizo que la Bombonera quedara habilitada para encuentros como el de ayer. La Conmebol no se opuso y la FIFA aceptó. Era una movida deportiva. La coyuntura hizo que se transformara en un éxito económico.

En esta nota:
Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas