Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Funko Pops!: cómo son los muñequitos que enloquecen al mundo (y a los argentinos)

Son muñecos pensados para adultos; el fabricante calcula facturar mil millones de dólares en cinco años; ya tienen su propia comunidad de coleccionistas en el país y planean su primera convención

Martes 17 de octubre de 2017 • 00:38
SEGUIR
PARA LA NACION
0

Ni reproducciones de grandes obras de arte ni piezas compradas en bazares o anticuarios: para muchos la manera de decorar hoy casas y oficinas es con pequeños muñecos cabezones inspirados en personajes célebres del cómic o en películas clásicas como El Padrino. La línea Pop! de la empresa Funko es el nuevo fetiche de los kidults -adultos con consumos culturales que usualmente se creían infantiles- y ya sedujo a los argentinos, que en pocos días tendrán un encuentro nacional.

Se trata de un negocio millonario basado en una estrategia única. En vez de concentrarse en aquellas franquicias más populares y costosas, Funko apuntó a toda clase de públicos, incluso de viejas series de televisión como The Golden Girls o dibujos animados ochentosos como He-Man y los amos del universo. Y como los muñecos de línea Pop! cuestan alrededor de 10 dólares, logró atraer a un mercado que gigantes como Hasbro o Mattel dejaron de lado, a la vez que fomenta con constantes adiciones y ediciones exclusivas la necesidad de seguir comprando para completar la colección.

Foto: Flickr/Luxymie bajo licencia CC BY SA 20

Gracias a este abordaje, en 2016 Funko logró ganancias por 425 millones de dólares y esperan llegar a los mil millones de dólares para 2020. Sólo este año aumentaron en un 300% sus ventas en las tiendas Walmart de los Estados Unidos y cuentan con más de 200 licencias, que son renovables cada dos años.

La Argentina no es ajena al fenómeno. Cada vez es más común ver a los muñequitos como decoración, suelen ser un regalo habitual a pesar de que no se comercializan oficialmente y aparecen como trofeos en redes sociales.

Hoy es el #AdictosBatmanDay y yo tengo los dos más lindos del mundo... ???? #AdictosArgentina #LosOriginales #VerdeEsperanza #PeaceLoveAndPOPS

Una publicación compartida por Vicky Vikinga (@lathora15) el

Bienvenido Will a la familia. Gracias @agusdibidino por esta sorpresa.

Una publicación compartida por Esteban Samuel (@lestisamuel) el

Lo que me va a costar completar esta colección ?? #adictosargentina #scottpilgrimvstheworld #Funkopop

Una publicación compartida por Laura Therisod (@lau_chip) el

Existe una activa comunidad en Facebook, Funko Pop Adictos!, que está por superar los 10 mil miembros y es muy activa. Dos de sus administradores son los diseñadores platenses Luciano López y Octavio Pollono, quienes le contaron a LA NACION cómo nació su pasión: "Conocimos los primeros Pop! En un local de tatuajes en la Navidad del 2010 pero por muchos meses no volvimos a verlos. No se conseguían en la Argentina, así que los pedíamos al exterior o los comprábamos al viajar. Nos manteníamos informados porque visitábamos foros y comunidades de otros países, pensando que éramos los únicos acá. Y el año pasado se nos ocurrió empezar nosotros un grupo en Facebook, sin saber con qué nos íbamos a encontrar y la respuesta fue genial".

Hoy Adictos! tiene múltiples actividades, como streaming de video en vivo con preguntas y consultas, imágenes de colecciones personales y hasta un espacio de concursos y sorteos. No todo es virtual: muchos de sus integrantes se conocieron en cenas y encuentros y hasta se organizan para compras comunitarias.

López agrega: "Al ver esa demanda y tan poca oferta abrimos un área llamada Shop!, con reglas específicas para vender y para comprar, basados en valoraciones, puntuaciones y medallas"

"En nuestra colección privada actualmente tenemos 623 Pops!. bueno, en realidad quizá un poco más; porque tenemos varios que están llegando por correo y que todavía no sumamos a la base de datos. Elegir entre la cantidad y la calidad es una de las dos guerras que se plantean siempre en los coleccionistas. Si bien la cantidad es algo que interesa, no es lo mismo tener 20 que 1000, lo que más nos importa a nosotros es el modelo", le contaron a LA NACION.

Y es que no todo es tan lineal en el mundo de los Pops!, ya que hay muchas clases de muñecos, incluso dentro de una misma franquicia -con acabados metálicos o que brillan en la oscuridad, por ejemplo- y ediciones limitadas. Pollono lo explica bien: "Cambian de valor si son exclusivos de alguna tienda o alguna convención, y más aún si son vaulted, es decir que dejaron de producirse; LE, edición limitada o Chase, variante de una figura regular con cambio de pintura -por lo general metalizada- o cambio de postura".

El periodista y productor de TV Alejo Zagalsky, por su parte, decidió privilegiar la calidad por encima de la cantidad. "No se cuántos Pops! tengo, empecé juntando los modelos que vienen con autos, los Funko Pop Rides, y después se fueron sumando algunos de los modelos normales. No me interesa la cantidad, busco los que me gusten", reveló. De las figura que tiene destaca el auto convertible de Tony de Scarface y uno de los vehículos de las cintas de Indiana Jones: "Ambos los tuve que pagar más de lo que me hubiera gustado".

"Para nosotros es imposible elegir uno o dos como favoritos. Pero hay muchos que queremos y que son prácticamente imposibles, no porque no estén a la venta sino porque son extremadamente caros y tenemos que ponerle un límite al fanatismo. El Batman Silver, por ejemplo, cuesta 970 dólares. No sólo es limitado, sólo existen 108 en el mundo, sino que nunca salió a la venta porque se creó como regalo en un concurso inter-tienda de Hot Topic y se entregó a los vendedores del local que consiguió más ventas en un tiempo específico, en diferentes zonas", explicaron Pollono y López.

Mariano Bulacio, un publicista y docente universitario porteño, tiene varios Pops! en su casa, en donde vive con su mujer y sus dos hijas pequeñas.

"Me encanta la estética que tienen, cómo lucen en bibliotecas o arriba de una mesa de trabajo, creo que son inmediatamente reconocibles y que incluso te transportan al mundo de ese personaje. Lo cierto es que son tantos que se complican coleccionarlos a todos y cuando vivís con niños es difícil que no te los usen en un descuido, pero cuando veo que están jugando con ellos es un gran momento", confesó.

Entre héroes de DC y Marvel, personajes de la película Kill Bill o la serie de los 90 Animaniacs, el muñeco preferido de Bulacio es el de Vito Corleone, protagonista de El Padrino. López y Pollono, por su parte, destacan el Joker Grenade #147, que sólo se vendió en un stand de la New York Comic Con del año pasado y que requería, además, tener un ticket que se sorteaba entre aquellos que tuvieran entrada.

Pronto los fanáticos tendrán un espacio de encuentro con la primera Convención de Figuras Pop! del país, que se llevará adelante el 5 de noviembre. Está organizada desde Adictos!, con charlas, participación de ilustradores, juegos, sus propias mascotas -cuyos nombres salieron de la misma comunidad- y merchandising oficial. Para entonces habrá incluso más figuras Pop! para coleccionar, una suerte de carrera sin meta en donde parece que lo divertido realmente es competir.

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.
Las más leídas